Municipios de la Costa del Sol estudian regar parques y baldear calles con agua reciclada frente a la sequía

Operarios de Limpieza actúan en una calle de Marbella./Josele-Lanza -
Operarios de Limpieza actúan en una calle de Marbella. / Josele-Lanza -

Acosol propone a los ayuntamientos mancomunados un convenio de colaboración similar al ya firmado en Marbella

Mónica Pérez
MÓNICA PÉREZMarbella

En tiempos de sequía cualquier medida encaminada al ahorro del líquido elemento es objeto de debate y meditado estudio. Pese a que la Costa occidental no es precisamente la zona más azotada de la provincia por la falta de reservas, los municipios integrados en la Mancomunidad Occidental estudian una propuesta planteada desde la empresa pública de aguas Acosol –dependiente del ente supramunicipal– para suministrar agua reciclada que se emplearía en el riego de zonas verdes municipales y el baldeo de calles. Una fórmula similar a la que se viene aplicando en los 45 campos de golf de la zona. Hace unas semanas el Ayuntamiento de Marbella era el primero en dar el paso y firmaba un convenio de colaboración con Acosol para que el uso del agua reutilizada pueda emplearse cuanto antes para los riegos.

La empresa ha empezado ahora a remitir al resto de consistorios un modelo de convenio para que sea estudiado por cada una de las corporaciones. En ellos se recoge la idoneidad de destinar el agua reciclada tanto al riego como al baldeo de calles, si bien para esta última acción la empresa aún debe recibir la autorización solicitada a la Consejería de Medio Ambiente. «Queremos empezar a firmar ese convenio para que se aprovechen los 30 kilómetros de tubería de agua regenerada que existen en los campos de golf para los riegos. Hay ayuntamientos que tienen esa capacidad de recibir el agua en bocas de riego, en otros lo que se estudia es que el transporte del agua pase por el uso de camiones cuba, baldeo o cisterna», explica el consejero delegado de Acosol, Manuel Cardeña, quien defiende que desde Acosol «tenemos el objetivo de aprovechar hasta la última gota de agua y poner en marcha todas las medidas necesarias. Para ello vamos a impulsar que nuestras calles se puedan baldear con agua regenerada de modo que el agua potable que actualmente se utiliza en la limpieza de nuestras calles se pueda ahorrar para garantizar el abastecimiento de la población».

El pasado 26 de octubre Acosol remitía a la Consejería de Medio Ambiente un escrito solicitando la autorización para poder servir el líquido regenerado a los municipios del litoral. Indican desde la empresa que la calidad del agua reciclada que se produce en todas las depuradoras con tratamiento terciario cumple las especificaciones de calidad exigidas en la normativa. Los puntos de suministro estarían ubicados en las mismas instalaciones, donde se cargarían en camiones de cada servicio, o desde las bocas de riego de las que disponga cada ayuntamiento en el caso de riego de zonas verdes. La entidad está a la espera de recibir el visto bueno definitivo de la Junta de Andalucía.

Actualmente, solo se emplea un tercio de todo el agua regenerada que se produce desde la mancomunidad y que se destina a riego de 45 campos de golf. Los dos tercios restantes se vierten al mar. El primer convenio firmado con Marbella se refiere en concreto al riego de zonas verdes (unos 749.000 metros cuadrados de superficie) que podrán recibir el agua regenerada, pero el objetivo final es que se pueda destinar este caudal que se pierde también al baldeo.

Una actuación por fases

Por ello, ambas acciones se han recogido en el borrador de convenio que se está enviando a los ayuntamiento, donde se establecen varias fases de intervención siendo la Fase 0 «la puesta a disposición inmediata de agua regenerada para baldeo mediante señalamiento de puntos de entrega a los camiones cuba municipales». En fases sucesivas no solo se realizará un diagnóstico de la situación actual de cada localidad (actualizando y fijando las zonas verdes públicas objeto del riego y parámetros de consumo, además de determinarse las fuentes de suministro e infraestructuras generales de suministro), también se definirán los puntos de entrega del agua regenerada para el baldeo y, sobre todo, el diseño de un plan estratégico que contenga las medidas que se deben adoptar para el diseño de una red de distribución municipal de agua residual depurada para riego en zonas verdes y la valoración económica de las infraestructuras necesarias para conseguir un suministro constante».

En cualquier caso, la idea es que cuanto antes se pueda empezar a utilizar este agua regenerada que a día de hoy termina en el mar, mediante su transporte en camiones cuba municipales ahorrando así agua potable. Además, esta media supondrá un ahorro en la factura del agua para las arcas municipales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos