Marbella culminará en 2019 la separación de fecales y pluviales en las vías con riesgo de inundación

El alcalde José Bernal supervisó las obras de la avenida del Calvario en compañía de la edil de Obras.
El alcalde José Bernal supervisó las obras de la avenida del Calvario en compañía de la edil de Obras. / Josele-Lanza -

El alcalde anuncia que hasta final del mandato se ejecutará una red separativa en las calzadas que cruzan la ciudad de norte a sur

Nieves Castro
NIEVES CASTROMarbella

Las lluvias torrenciales del pasado 4 y 5 de diciembre pusieron en jaque a la provincia, resultando Marbella uno de los municipios más afectados hasta el punto de que el Gobierno central declaró la ciudad como zona catastrófica. El temporal puso en evidencia deficiencias en los arroyos y la red de alcantarillado, especialmente en las zonas donde las aguas fecales y pluviales comparten las tuberías. Desde entonces, el Ayuntamiento de Marbella ha ejecutado una serie de obras para la colocación de redes separativas tanto en la avenida Nabeul, como en la calle Huerta Chica y en la avenida del Calvario. Las obras de esta última vía fueron supervisadas ayer por el alcalde de Marbella, José Bernal, quien aprovechó para adelantar que el equipo de gobierno proseguirá hasta el final del mandato actuando en las principales arterias por las que baja el agua cuando hay lluvias, para lo que anunció se movilizará una inversión importante que no fue concretada.

«A lo largo del mandato se va a culminar la separación de las redes de pluviales y saneamiento de todas las conducciones de bajada de la ciudad», dijo el primer edil en referencia a futuras obras que tomarán el testigo a las anteriormente citadas y a otras actuaciones similares acometidas en San Pedro y Nueva Andalucía. El alcalde, acompañado de la concejala de Obras, Blanca Fernández, subrayó que precisamente la obra de la avenida del Calvario, ya reabierta al tráfico, ha tenido como objetivo realizar esa red separativa para las aguas fecales y pluviales con un coste de 540.000 euros cofinanciados a partes iguales entre Ayuntamiento y Junta de Andalucía.

Los trabajos fueron catalogados como urgentes por la delegación de Obras debido a los hundimientos de la calzada tras la tromba de diciembre, por lo que incluso se restringió el tráfico en cierta zonas. La edil subrayó que el Consistorio ha ejecutado la actuación de emergencia por el peligro existente y destacó la pertinencia de la cofinanciación por parte del Gobierno andaluz, «única administración que hasta el momento -dijo- ha hecho algún tipo de aportación para poder costear los daños de las lluvias». Las deficiencias que provocó el temporal en infraestructuras se cifraron en 27 millones..

En esta obra se ha utilizado por primera vez en el municipio el gres para la conducción de las aguas pluviales por su gran durabilidad, instalándose un tubo de 130 metros y se han renovado casi 300 metros de tuberías de saneamiento de PVC. Aunque no estaba contemplado en el proyecto, Hidralia, la empresa concesionaria del alcantarillado, ha sustituido la tubería de abastecimiento y operadores como Endesa han aprovechado la apertura de la calzada para realizar mejoras de sus infraestructuras.

Más

Fotos

Vídeos