Marbella apenas ha recuperado 15 de los 300 millones del saqueo de la ciudad

Marbella apenas ha recuperado 15 de los 300 millones del saqueo de la ciudad

De los 38 condenados a devolver dinero al Ayuntamiento, solamente Juan Antonio Roca y José María del Nido han realizado pagos significativos

Héctor Barbotta
HÉCTOR BARBOTTAMarbella

El dinero salió a chorros y apenas está regresando con cuentagotas. En los 15 años en los que Jesús Gil y sus sucesores gobernaron Marbella se produjo un saqueo sistemático de la ciudad que con el tiempo dio lugar a innumerables procedimientos judiciales que a su vez supusieron que se dictaran sentencias en las que se establecía el derecho del Ayuntamiento a ser indemnizado. Entre causas penales y contables alcanza una cifra que permite tener una idea de la dimensión del expolio: 294 millones de euros. La cifra es aún provisional, ya que aún hay decenas de causas abiertas y sentencias no firmes. De esa cantidad, el Ayuntamiento apenas ha conseguido cobrar 15 millones de euros.

La condición de insolventes de la mayoría de los condenados; la dificultad a la hora de localizarles patrimonio, bien porque lo ocultan en el extranjero, bien porque se encuentra camuflado detrás de una maraña de sociedades, y la escasez de medios con los que el Ayuntamiento afronta estos procesos hace que la recuperación del dinero dependa más de la buena voluntad de los condenados que de la capacidad de los poderes públicos para que las indemnizaciones en favor de Marbella superen el plano de lo simbólico.

En los archivos municipales figuran 256 personas físicas y jurídicas que han sido condenadas o están inmersas en procesos judiciales relacionados con la corrupción en Marbella. Sin tomar en cuenta a quienes sólo deben afrontar las costas de los juicios, quienes deben hacer frente a multas o quienes han sido condenados en procesos de los que no se han derivado responsabilidades pecuniarias en favor del Ayuntamiento, hay 38 personas físicas y cinco sociedades condenadas a devolver dinero a la institución municipal tanto en sentencias por causas penales como por asuntos de alcance contable. En la mayor parte de los casos se trata de responsabilidades compartidas, por lo que la mayoría de las condenas son solidarias.

De todos los condenados, sólo un puñado ha accedido a pagar o se les ha conseguido localizar patrimonio con el que hacer frente a sus responsabilidades frente a la ciudad.

Principales condenados a devolver dinero

Julián Muñoz, 108.900.128 euros.
51.798.820 y 9.580.434 (causas contables) 42.641.924 (Saqueo II) 3.058.505 (Minutas) 218.763 (consignado) +198.213 (Minutas II) 172.156 (Lorcrimar) 1.450.076 (Fergocon)
Modesto Perodia (exapoderado de empresas municipales), 86.949.897 euros.
41.125.178 (Saqueo II) 2.651.714 (Minutas) 218.763 (consignado)+198.213 (Minutas II) 41.695.482 (contable) 1.349.310 (contable)
Herederos de Jesús Gil
81.191.869 euros (Causa contable
Roca, 63.044.103 euros
24.387.073 (Saqueo I) 300.000 (Malaya) 37.763.212 (Saqueo II) 80175 (Minutas) 64.356 (Desaladora) 449.287 (Causa contable) 9.129.024 euros(14,5% del total) pagados por Saqueo I
Rafael González Carrasco (exconcejal del GIL), 60.981.929 euros
58.401.199 (causa contable) 2.580.730 Saqueo II
Antonio Calleja Rodríguez (exgerente de la sociedad Gerencia de Compras), 55.468.847 euros
37.757.503 (Saqueo II) 17.711.344 (Causa contable)
José Luis Sierra (abogado de Gil)
24.387.073 euros (Saqueo I)
Francisco Javier Lendínez (exconcejal del GIL), 16.337.298 euros
16.337.298 (Causa contable) 1.385.995 (Malaya) Aún no firme
Alberto García Muñoz (exconcejal del GIL)
16.468.927 euros (Causa contable)
Pedro Román (exteniente de alcalde), 15.904.366euros
3.252.900 (Saqueo II) 12.281.432 (Causa contable) 370.034 (Causa contable)
Dolores Zurdo (exconcejala del GIL), 15.651.500 euros
3.173.161 (Saqueo II) 12.478.339 (Causa contable)
Marisa Alcalá (exconcejala del GIL), 10.671.063 euros
7.944.983 euros (Causa contable) 2,726.080 Saqueo II

De hecho, solamente dos han afrontado pagos de cierta relevancia. Ambos lo han hecho en circunstancias en las que cumplir con lo que fijaban las sentencias les podía suponer algún tipo de beneficio en sus situaciones personales. Se trata de Juan Antonio Roca, que recientemente recuperó la libertad al acceder al tercer grado penitenciario tras 12 años de prisión, y del abogado José María del Nido, condenado en el ‘caso Minutas’. El primero realizó pagos por su responsabilidad en el ‘caso Saqueo I’ cuando tramitaba sus primeros permisos penitenciarios tras cumplir más de una década en la cárcel sin pisar la calle; el segundo hizo la mayor parte de los pagos cuando tras haber solicitado el indulto aún tenía expectativas, finalmente defraudadas, de que se dictara esa medida de gracia.

Dos reformas legales en favor del Ayuntamiento de Marbella

El Ayuntamiento de Marbella se ha visto beneficiado por dos reformas legales que tenían por objetivo facilitar que el Ayuntamiento pudiera recuperar el dinero que le fue saqueado durante los 15 años en los que gobernó Jesús Gil y sus sucesores, entre 1991 y 2006.

La primera fue una adenda a los Presupuestos Generales del Estado de 2012, cuando se aprobó la refinanciación de la deuda que el Ayuntamiento tiene con el Estado por el impago a Hacienda y la Seguridad Social durante esos años. En aquella ocasión se acordó aplicar a la cancelación anticipada de esa deuda lo que el Ayuntamiento fuese cobrando de sentencias dictadas por casos de corrupción. El tribunal de ‘Malaya’, caso en el que se dictaron indemnizaciones mínimas en favor del Ayuntamiento, acordó por su parte que bienes incautados en esa causa fueran destinados al cobro de sentencias por otros procedimientos en las que la institución municipal fuese perjudicada.

Asimismo, en los Presupuestos Generales del Estado de 2016 se aprobó una enmienda del PP en el que se establece que el dinero que el Estado cobre por multas fijadas en sentencias de causas relacionadas con la corrupción en Marbella vaya también a rebajar la deuda del Ayuntamiento con Hacienda y la Seguridad Social.

Roca, sobre quien pesan condenas que le obligan a pagar 62 millones de euros más sus correspondientes intereses, ha abonado al Ayuntamiento de Marbella poco más de nueve millones en cinco pagos tras la venta de parte de los bienes que le fueron inmovilizados durante la ‘operación Malaya’. En todos los casos los fondos se destinaron a pagar las obligaciones de Roca por su condena en el ‘caso Saqueo I’ la primera dictada en su contra que adquirió firmeza.

Última venta

La última venta de patrimonio de Roca fue en diciembre, cuando se enajenó la finca La Loma, situada en Murcia y con una extensión de 82 hectáreas, en 18,5 millones de euros. El Ayuntamiento de Marbella está pendiente de recibir parte de esos fondos aunque no es seguro que vaya a hacerlo en su totalidad. Es posible que el dinero tenga otro destino, como el pago de honorarios de abogados y de la administración judicial o atender otras obligaciones de Roca, entre ellas las multas que debe abonar al Estado también por condenas firmes.

Por su parte, Del Nido, que fue condenado a pagar al Ayuntamiento 2,7 millones de euros por el ‘caso Minutas’ y 300.000 euros por el ‘caso Fergocon’, ha realizado cinco pagos –el último el pasado 22 de enero-, por cantidades que suman 1,9 millones de euros.

Los casos de Roca y Del Nido, a pesar de que aún mantienen deudas millonarias con el Ayuntamiento, son en realidad excepciones frente a la regla general. Los condenados, por norma, no pagan.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos