La lluvia deja incomunicadas dos urbanizaciones en Nueva Andalucía

Un matrimonio y su bebé tuvieron que ser rescatados al quedar atrapado su vehículo en un paso inundado en Estepona

M. PÉREZ/ CH. MÁRQUEZ MARBELLA.

El temporal de lluvia y viento ocasionó ayer numerosas incidencias en la provincia, sobre todo en los municipios de la comarca de la Axarquía y la Costa del Sol occidental. En Marbella la peor cara la vieron los vecinos de dos urbanizaciones de Nueva Andalucía, en el entorno de la calle Auriga, donde la acumulación de agua obligó a los bomberos a intervenir con zodiac para la entrada y salida de los residentes. La crecida del arroyo de las Tortugas anegó la zona dejando incomunicados a los residentes.. Fuentes municipales confirmaron que los efectivos de seguridad desplazados a la zona tuvieron que abrir varios agujeros en el muro de un chalet de la zona -levantado en su día por el propietario precisamente para evitar las avenidas en días de lluvia- para favorecer la evacuación del agua acumulada en la zona.

En San Pedro Alcántara, y debido a la salida del agua por los aliviaderos del Pantano de Guadaiza, Protección Civil y Policía Local procedían por la mañana al corte del acceso al tráfico rodado en los vadeos del río, tanto a la altura del Carril de Picaza como a la del Edificio de Los Pinos. Por la tarde, un conductor se saltó las advertencias y quedó atrapado por la crecida en el Carril del Potril. Tuvo que ser rescatado por los bomberos. En Las Chapas se mantuvieron cerrados los túneles de cruce bajo la A-7 por inundaciones, y en las dunas de Bahía de Marbella, el fuerte oleaje arrasó con las 270 estacas concatenadas colocadas hace sólo unos días.

En Estepona, un matrimonio y su bebé fueron rescatados tras quedar atrapados dentro de su coche en el paso subterráneo bajo la autovía A-7 a su paso por Estepona. Concretamente, en el paso de Guadalmansa por el que circulaba el vehículo de la familia. La vía presentaba un nivel alto de agua pero el conductor se decidió a pasar hasta que el agua llegó al motor y el coche quedó parado. Fuentes del parque de Bomberos de Estepona explicaron que no fue necesaria su intervención ya que cuando llegaron al lugar desde donde los había llamado el coche había sido remolcado por un camión que pasaba por esta vía. La familia, de origen extranjero, no sufrió daño alguno y no llegó a bajar del coche en ningún momento.

En la zona oriental, la apertura de una enorme socavón en el asfalto de la MA-4108, entre las localidades de Salares y Árchez, causado por las escorrentías, obligo a la Guardia Civil a cortar al tráfico esta vía, que depende de la Diputación. El cierre de la carretera no deja incomunicadas a dichas localidades, ya que cuentan con otros accesos.

En Vélez-Málaga, la rotura de un tramo del muro que protección del cauce del arroyo Mineral, que discurre próximo al casco urbano, obligó a cortar parte de los accesos al mercado de mayoristas. Precisamente en este mismo arroyo efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos lograron rescatar a un hombre por la mañana cuyo vehículo había quedado atrapado en el cauce al intentar cruzarlo en la zona del polígono Zamorano. También el Vélez, los bomberos pudieron rescatar a un joven en el río Seco de Torre del Mar, pasadas las tres de la tarde, cuyo vehículo fue arrastrado por el agua hasta el puente sobre la N-340. También en el municipio veleño se produjo la caída del muro de una vivienda en la calle Pizarro, sin que se produjeran daños personales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos