PP y OSP presentan la moción de censura en Marbella y un pacto basado en descentralizar la gestión

Josele-Lanza -

El pleno que devolverá a Ángeles Muñoz el bastón de mando se celebrará el martes 29 de agosto

Héctor Barbotta
HÉCTOR BARBOTTAMarbella

Ángeles Muñoz volverá a sentarse en el sillón de la Alcaldía dentro de dos semanas. El martes 29 de agosto a las 12 se celebrará el pleno en el que se la elegirá nuevamente alcaldesa poco más de dos años después de que un pacto a cuatro bandas la privara de comenzar su tercer mandato consecutivo.

Los grupos municipales del Partido Popular y de Opción Sampedreña (OSP) presentaron ayer en el Ayuntamiento la moción de censura para desplazar al socialista José Bernal. Lo hicieron en el primer día hábil después de que en la noche del pasado viernes la dirección de OSP diera un giro a la decisión adoptada diez días antes y anunciara su salida del gobierno municipal y la presentación de la moción de censura junto al PP.

La moción fue firmada por los dos ediles del partido independiente de San Pedro y 12 de los 13 concejales del PP, con la ausencia de su portavoz, Félix Romero, que se encuentra de viaje fuera de España.

El acuerdo entre ambas fuerzas está sustentado en el nuevo reglamento de distritos, con el que la Tenencia de Alcaldía de San Pedro -que seguirá en manos del edil de esa formación Rafael Piña- dispondrá de mayor autonomía y de un presupuesto propio. El presidente de OSP, Manuel Osorio, subrayó ayer en una comparecencia conjunta de los ediles de ambas formaciones que la nueva mayoría permite tener la certeza de que los presupuestos para 2018 saldrán adelante, y que el 30 por ciento será gestionado directamente desde la Tenencia. «Eso son 18 millones de euros, 18 millones de euros no los ha visto San Pedro en su vida», enfatizó.

Ángeles Muñoz aseguró que el modelo descentralizado fue propuesto por OSP y que el Partido Popular lo comparte porque en su opinión permitirá mejorar la gestión, y se aplicará en todos los distritos del término municipal. «Ellos tienen su mayor base electoral en San Pedro Alcántara y nosotros tenemos la responsabilidad de extenderlo a todo el término municipal», dijo la candidata a la Alcaldía.

Más

Según Muñoz, se trata de un proyecto de reglamento que se consensuó hace más de dos semanas y que es el que se aplica en las grandes ciudades del país. «Ellos (en referencia a OSP) han hecho un gran esfuerzo y un gran trabajo para pormenorizar cómo se puede llevar a cabo esa descentralización», afirmó.

Según la candidata, la actual situación económica del Ayuntamiento permite que existan capítulos presupuestarios que podrán tener partidas independizadas para el distrito de San Pedro, que será el primero que se pondrá en marcha, pero también para el resto. «Hay cuestiones, como el área de Personal o la de Seguridad, que se harán de manera conjunta, como no podría ser de otra manera», explicó. En su opinión, todo lo referido a servicios y a operatividad, será «más ágil, directo y rápido».

Muñoz también señaló otros objetivos del pacto, entre los que destacó acabar con la parálisis en el área de Urbanismo y mejorar los servicios públicos.

«Hemos trabajado mucho de manera responsable en un acuerdo de gobernabilidad que nos permitiera trabajar en este algo más de año y medio que nos queda de legislatura», afirmó.

Legitimidad de la moción

La candidata reivindicó la legitimidad de la moción, apoyada en el grupo de concejales mayoritario en el pleno tras haber ganado las elecciones de 2015 pese a no conseguir la mayoría absoluta, lo que los obligaba, dijo, a alcanzar acuerdos con otras fuerzas políticas. «Lo intentamos hace dos años y OSP decidió con toda la legitimidad buscar otras alternativas de gobierno», dijo.

Pero ahora, afirmó, cabía la posibilidad de consensuar un modelo para avanzar en objetivos comunes. «Pusieron sobre la mesa un modelo descentralizado que permitiera sacar adelante los proyectos estratégicos con los que se han comprometido en San Pedro; nosotros apoyábamos», aseguró.

Aunque no adelantó cómo se configurará el nuevo gobierno, la presidenta del PP sí aseguró que Manuel Osorio seguirá al frente de sus actuales delegaciones -Hacienda y Patrimonio- y que Rafael Piña continuará como teniente de alcalde de San Pedro.

Muñoz aseguró que el nuevo gobierno municipal tenderá la mano a todos los grupos políticos También mencionó que será fundamental la colaboración de la Diputación Provincial de Málaga, la Junta de Andalucía y el Gobierno central.

La presentación de la moción de censura en Marbella siguió ayer despertando reacciones. El presidente del PP de Málaga y de la Diputación Provincial, Elías Bendodo, considera que se trata de una «buena noticia para la ciudad y para la marca Marbella». «La moción de censura está dentro de la ley y es perfectamente democrática, pero si tiene especialmente sentido es para que el alcalde sea el que ha ganado las elecciones, y en este caso la candidata del PP ganó y se quedó a un concejal de la mayoría absoluta», recordó.

Para la secretaria de Políticas Migratorias y Andaluces en el Exterior del PSOE-A, Beatriz Rubiño, el argumento utilizado por OSP es «una excusa barata» para desalojar a José Bernal, a quien consideró «un gran alcalde».

La dirigente del PSOE-A indicó que la «excusa» utilizada por OSP para dar la Alcaldía al PP «no tiene razón de ser porque los ediles de la marca blanca de Podemos en Marbella, ni siquiera forman parte del Gobierno».

Regreso de la mafia

Por su parte, el coordinador general de Izquierda Unida en Andalucía, Antonio Maíllo, criticó la operación y que OSP no haya explicado, en su opinión, las causas que han justificado este cambio de opinión. «Hay un riesgo de que la mafia de nuevo se instale en el Ayuntamiento de Marbella», dijo.

Asimismo, afirmó que el PP «tendrá que aclarar cuáles son los objetivos que tienen con la ocupación de nuevo de este gobierno municipal y si van a abrazarse a las alianzas del ‘neogilismo’ que quedan todavía de manera oculta pero permanente en la ciudad de Marbella».

Muñoz no aclara si mantendrá su escaño en el Senado

Ángeles Muñoz no aclaró ayer si seguirá ocupando su puesto en el Senado cuando vuelva a ser alcaldesa de Marbella. La candidata recordó que en su partido hay otros alcaldes que son también senadores. «Tomaremos la decisión que sea la mejor para Marbella; si es mejor que siga en el Senado lo haré y si es mejor que enga dedicación exclusia también lo haré», dijo. Se trata de una decisión, aseguró, que tomará con los miembros de su equipo de gobierno y con las direcciones regional y nacional de su partido.

Fotos

Vídeos