Dosis de ilusión anticipada

La alcaldesa les hace entrega de las llaves de la ciudad. /Josele-Lanza -
La alcaldesa les hace entrega de las llaves de la ciudad. / Josele-Lanza -

Los Magos desembarcan en el Puerto Deportivo y recorren en coche y a pie el centro saludando

Nieves Castro
NIEVES CASTROMarbella

Los Reyes Magos de Oriente hicieron ayer un regalo fuera de lo habitual a la ciudad de Marbella adelantando su llegada un día.

Si normalmente Sus Majestades desembarcan el mismo día 5 de enero, horas antes de la Cabalgata, este año han modificado su agenda para cumplir con mayor desahogo su importante misión. Melchor, Gaspar y Baltasar arribaron al Puerto Deportivo Virgen del Carmen en torno a las cinco de la tarde, a bordo del mismo barco que les ha traído a Marbella en los últimos años, el 'Fly Blue'.

En el recinto náutico se subieron en tres joyas clásicas del motor para recorrer el centro de la ciudad saludando. El paseo en coche duró en torno a una hora. Y sin desfallecer, seguidamente, se desplazaron a pie por buena parte del casco antiguo, desde Huerta Chica hasta la Plaza de la Iglesia. Los Reyes Magos con sus abanderados, guardias reales y grupos de porteadores, llevaron en cofres las ofrendas pertinentes: oro, incienso y mirra. En la plaza saludaron a los niños y también a la alcaldesa Ángeles Muñoz que les hizo entrega de las llaves de la ciudad.

La jornada estuvo plagada de momentos emotivos, uno de ellos a cargo del menor que, en representación del resto de niños, leyó una carta llena de sentimientos y buenos deseos. Posteriormente, el Cortejo Real se encaminó al castillo para disfrutar de un merecido descanso de cara a las Cabalgatas de esta tarde.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos