Condenado por traer a España mano de obra ilegal y falsificar contratos

EFE

málaga. Un hombre de 54 años ha sido condenado por traer mano de obra ilegal a España de los países del este de Europa, principalmente de Ucrania, y falsificar contratos de empleo y empadronamiento. El procesado, natural de Ivanovo (Rusia) y sin antecedentes penales, ha sido condenado por un delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros y otro delito de falsedad en documento oficial.

En los hechos probados se explica que el acusado, junto con otras personas, desde 2004, a través de diversas empresas, traía mano de obra ilegal desde los países del este de Europa.

Principalmente los traían desde Ucrania, en un trayecto de varios días en autobús, con o sin visado de turista, y a la llegada a Málaga eran alojados en distintas viviendas, con el fin de controlar a los inmigrantes a cambio de dinero, que se le exigía una vez que iniciaban la actividad laboral.

Tras la llegada de los inmigrantes ilegales a España, la organización les facilitaba certificados de empadronamiento y contratos de trabajo falsos, a cambio de diversas cantidades de dinero, documentos que posteriormente, presentaban en las oficinas del INEM de Torremolinos, con el fin de regularizar la situación de los mismos. Los contratos de trabajo falsificados los vendían desde 700 a 800 euros para los hombres y en 600 a 700 para las mujeres.

En el relato de hechos se señala que los certificados de empadronamiento en Marbella los vendían a 500 euros.

El acusado ha sido condenado a ocho meses de prisión y multa de seis meses con una cuota diaria de cuatro euros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos