Castaño santo y, ahora, monumental

El árbol tiene a la vista gran parte de sus raíces y ramas caídas. :: charo márquez/
El árbol tiene a la vista gran parte de sus raíces y ramas caídas. :: charo márquez

El Parlamento Andaluz declara al castaño de Istán, Monumento Natural

Charo Márquez
CHARO MÁRQUEZ

Se puede ser santo, longevo, enfermo y a pesar de todo ser monumental. Hace un mes denunciábamos desde estas páginas el lamentable estado del Castaño Santo de Istán, al que la desidia de las administraciones y la falta de protección estaban condenando a muerte. Ayer, la Comisión de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio del Parlamento Andaluz aprobó la propuesta del Grupo Parlamentario de Izquierda Unida LV-CA para declarar al Castaño Santo de Istán Monumento Natural de Andalucía.

Con esta declaración Málaga suma 11 Monumentos Naturales, 2 de ellos árboles: el Castaño Santo de Istán y el Pinsapo de las Escaleteras.

Lo realmente importante de esta declaración no es tanto el título, como las acciones que conllevara en la protección del ejemplar de más de 800 años de antigüedad.

El acuerdo propuesto ayer por Izquierda Unida y secundando por el Parlamento implica la realización, por parte de los servicios de sanidad vegetal de la Consejería de Medio Ambiente y la de Agricultura, de una intervención de saneamiento y tratamiento biológico de urgencia que incluirá «como mínimo» la retirada de ramas muertas y secas, el tratamiento de la plaga de avispilla del castaño y su acotado perimetral. Con el paso del tiempo gran parte de sus raíces han quedado al aire por la pérdida de tierra en sus alrededores y, otras veces porque los visitantes se la llevaban dado su carácter simbólico y mágico.

La propuesta también contempla la declaración de utilidad pública y posterior expropiación forzosa de las 4 hectáreas de terrenos aproximadamente para su posterior inclusión en el Catálogo de Monumentos Naturales de carácter Biótico. Y, por ende que se le dote de una protección integral. Por último IU ha solicitado que se dé traslado a la Consejería de Cultura para la catalogación del suelo donde se asienta el Fuerte de Arboto, como suelo de protección arqueológica.

El parlamentario de IU José Antonio Castro, que defendió ayer esta proposición, subrayó que el Castaño Santo de Istán es «un ser singularmente longevo, un ser vivo extraordinario testigo del paso de la historia bajo sus ramas desde hace más de 800 años». Y apeló al Parlamento y a su «obligación legal y moral de ser la mejor garantía de conservación, para que las generaciones de andaluces y españoles por venir, gocen del patrimonio natural más rico en especies y biotopos de la Península Ibérica».

El parlamentario expuso que el Castaño Santo de Istán se enfrenta a sus últimos siglos de vida, «y a pesar de todos estas desgracias que le castigan, sigue ofreciendo el aspecto de un venerable abuelo, que ahora más que nunca en toda su larguísima existencia, necesita más cuidados y atenciones».

La copa del Castaño Santo tiene más de 27 metros de diámetro y su tronco unos 21 metros de perímetro, además proyecta una sombra de más de 500 metros cuadrados. Se encuentra rodeado de grandes alcornoques que le acompañan formando una preciosa estampa. Pese a su santidad, no da castañas de calidad, pero su fama es su mejor fruto.

Recogida de firmas

El deterioro paulatino del árbol ha generado una gran movilización vecinal. La plataforma ciudadana de defensa del patrimonio malacitano Torre Vigía inició una petición de firmas en Change.org solicitando a las administraciones que protegieran este ejemplar y que tomaran las medidas necesarias para que siga acompañándonos durante mucho tiempo. La plataforma ha conseguido más de 11.300 firmas de apoyo.

También se han organizado rutas reivindicativas al castaño en las que se han retirado algunas ramas secas y se han limpiado los alrededores. Pero sin la autorización expresa de los propietarios de la parcela, no se podía actuar más allá.

Finalmente no ha habido que encomendarse a un santo para proteger a este otro santo arbóreo. Ahora, Izquierda Unida y el resto de colectivos movilizados, esperan que se acometan cuanto antes estas actuaciones de protección para que el abuelo disfrute de su vejez con su nuevo título.

Fotos

Vídeos