El Ayuntamiento recupera a Germán Borrachero, que volverá a estar al frente del Museo del Grabado

Borrachero con una de sus obras expuestas en 2015./Josele-Lanza -
Borrachero con una de sus obras expuestas en 2015. / Josele-Lanza -

El profesional ha superado el proceso de selección abierto hace unos meses para la contratación de un Coordinador de Cultura con carácter de funcionario interino

Mónica Pérez
MÓNICA PÉREZMarbella

Germán Borrachero, una de las caras más conocidas y reconocidas del ámbito cultural de la ciudad -tanto desde el punto de vista de la gestión como de la propia de producción artística- regresa al Ayuntamiento de Marbella como Coordinador de Cultura y volverá a ponerse al frente del Museo del Grabado Español Contemporáneo. Este licenciado en Bellas Artes por la Universidad de Sevilla, profesor de dibujo durante algún tiempo, responsable de la actividad expositiva de la Delegación de Cultura del Ayuntamiento de Marbella durante años, y pintor, recupera la responsabilidad que ya tuvo durante seis años antes de ser despedido hace año y medio. Hace sólo unos días el Ayuntamiento daba a conocer la propuesta de nombramiento de Borrachero como Coordinador de Cultura después de superar el proceso de selección abierto mediante concurso oposición para cubrir esta plaza de nueva creación con carácter de funcionario interino.

Su salida forzosa del Ayuntamiento de Marbella en octubre de 2016 tras más de dos décadas enlazando contratos en la delegación de Cultura, y tras haber sido la cabeza visible del Museo del Grabado Español Contemporáneo de la ciudad durante el último lustro, ocupó más de un titular en prensa. Este profesional conoce al dedillo las entrañas de la pinacoteca marbellí de la que ha ejercido como director sin haber sido nombrado nunca como tal, pero además ha sido asesor de la actividad expositiva del Consistorio durante años, de ahí que sorprendiera su repentina salida tras no serle renovado su último contrato. Un año y medio después de aquel episodio que no fue más que el primero de una larga lista de avatares por los que entonces atravesó el Museo del Grabado coincidiendo con la etapa en la que OSP ostentó la delegación de Cultura con el tripartito, Germán Borrachero regresa al Ayuntamiento y, según confirman fuentes del Consistorio, retomará la actividad que ya venía desarrollando.

El Gobierno municipal tripartito explicó en su día para justificar la no renovación de su relación laboral con el Ayuntamiento que Borrachero venía sustituyendo como personal laboral a un persona que había pasado a ser funcionario. Se trata de José María Luna, quien fuera director del Museo del Grabado hasta 2011, cuando se marchó con una excedencia a Málaga para dirigir la Casa Natal de Picasso (hoy día es además director de las delegaciones del Pompidou y del Museo de San Petersburgo en la capital). Entonces se argumentó que un laboral no podía sustituir a un funcionario y no se le renovó.

En octubre del pasado año, con el PP de nuevo en el Gobierno municipal, la responsable de Cultura en Marbella, Carmen Díaz, rescató a Germán Borrachero como uno de los seis integrantes del Comité Asesor en Artes Plásticas, un órgano externo al Ayuntamiento y de nueva creación con el que el área de Cultura cuenta para diseñar una programación coherente y de máxima calidad en este campo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos