El Ayuntamiento de Marbella promoverá una obra para poner punto final a las filtraciones del mercado central

El mercado municipal de Marbella, ayer.
El mercado municipal de Marbella, ayer. / Josele-Lanza -

La actuación, en la que se invertirán 220.000 euros, comenzará tras el verano y contará con un plazo de ejecución de 16 semanas

Nieves Castro
NIEVES CASTROMarbella

El mercado central de Marbella será escenario de otra ambiciosa obra de remodelación para intentar acabar con los problemas de filtraciones que arrastra desde su apertura hace 13 años. El Ayuntamiento promoverá trabajos de impermeabilización con un presupuesto de 220.000 euros, comenzarán tras el verano y contarán con un periodo de ejecución de 16 semanas.

No es la primera vez que desde el gobierno municipal se licitan actuaciones para intentar poner remedio a los históricos problemas de filtraciones del mercado de abastos. Pero hasta el momento ninguna de esas obras ha tenido éxito. De hecho, el anterior equipo gobierno del PP decidió en abril de 2015 cerrar la biblioteca pública que funcionaba en la planta inferior del edificio tras optar por no seguir invirtiendo dinero en impermeabilizaciones que finalmente se mostraban insuficientes debido, según se explicó en su momento, a deficiencias en la construcción original del mercado.

Las nuevas obras que promoverá el Ayuntamiento tras el verano fueron presentadas ayer por el alcalde José Bernal, quien, preguntado por este periódico, no aclaró si, una vez se concluyan los trabajos previstos, la biblioteca regresará a los bajos que son de titularidad municipal. «Todavía es pronto para decidirlo, pero lo que es seguro es que el espacio de abajo tendrá un uso social y en cualquier caso estará mejor aprovechado que ahora, que es una piscina cubierta», apuntó con ironía el regidor en referencia a las humedades que sufre la planta baja con motivo de constantes filtraciones que provienen de los pasillos y puestos, principalmente de pescados, del mercado.

El proyecto contempla una solución a la falta de estanqueidad de un total de 11 puestos, además de la reparación del pavimento de las zonas de circulación, cámaras de frutas, pescados, y la sala de báscula y lavado. Entre otras mejoras, también se dotará al mercado de una red wifi y de un sistema de megafonía, además de sellar las ventanas superiores. «Con esta actuación daremos un impulso de modernización a un mercado que ha estado abandonado por los anteriores gobiernos y en donde invirtieron muchos miles de euros que siempre caían en saco roto y no daban solución a los problemas», indicó Bernal, quien recordó que esta obra se suma a otras dos actuaciones realizadas por su gobierno en el mismo sentido -para impermeabilización de puestos- y a las que se destinaron otros 120.000 euros.

La obra, que se prevé estará terminada para enero o febrero del año próximo, supone una actuación puntual y no la dedicación de inversión específica para el mantenimiento de los tres mercados municipales de la ciudad que pedirá hoy el PP en el pleno. No obstante, el concejal de Comercio, Manuel Morales, que acompañó al alcalde junto a la edil de Obras, Blanca Fernández, subrayó que el equipo de gobierno tiene previsto intervenir en la impermeabilización de las cámaras y en la adecuación de un sistema de climatización en el mercado de Divina Pastora con un presupuesto que rondará los 60.000 euros.

Fotos

Vídeos