Diario Sur

El PP denuncia un desplome de las viviendas visadas en Marbella en este año

Cristóbal Garre.
Cristóbal Garre. / Josele-Lanza -
  • Según Garre se trata del único municipio de la provincia con resultados negativos y lo atribuye a la «incapacidad» del tripartito para gestionar la anulación del PGOU

El concejal del grupo municipal popular, Cristóbal Garre criticó ayer que el número de viviendas visadas en Marbella se haya desplomado durante este año, en el que la ciudad se convirtió en el único municipio de la provincia con crecimiento negativo.

Garre ha advertido además de que Marbella está cediendo el puesto de cabeza en la recuperación económica del sector a Málaga, Estepona y Mijas, lo que en su opinión reviste enorme gravedad, «sobre todo por la falta absoluta de reacción por parte de los responsables municipales para revertir esta situación».

El concejal ha explicado que estos datos proceden de un informe realizado por el colegio de arquitectos de Málaga, y aseguró que Marbella ha pasado de 444 viviendas visadas en 2015 a 71 en lo que va de 2016, frente al crecimiento de Estepona, que visó 21 viviendas el año anterior, y en el presente ejercicio ya ha sumado 457. En realidad, y según los datos oficiales del Colegio de Arquitectos, el número exacto de viviendas familiares y plurifamiliares visadas en los tres primeros trimestres del año (es decir, en el periodo enero-septiembre) es de 128, 78 unifamiliares y 50 plurifamiliares.

El edil ha recordado que el PP lleva meses denunciando esta situación: «Ha pasado un año desde que se anuló el PGOU de 2010, y durante este tiempo el tripartito ni siquiera ha sido capaz de sacar la licitación del nuevo documento, algo que sin lugar a dudas daría tranquilidad en el sector».

En este tiempo, subrayó, tampoco se ha culminado la adaptación del PGOU del 86 a la LOUA, aunque fue tramitada por urgencia en febrero, y ni siquiera se ha finalizado la adaptación de las normas urbanísticas, lo que en su opinión da una idea de «la parálisis e inacción del equipo de gobierno».

«La ciudad se resiente de un ayuntamiento que tarda más de un año de plazo para resolver cualquier tipo de licencia, hasta una mera certificación urbanística», ha lamentado el concejal, que ha recalcado que Marbella ya ocupa el cuarto puesto de la provincia en cuanto a viviendas visadas.

Tendencia provincial

La concejala de Urbanismo, Isabel Pérez, ha salido al paso de estas afirmación y ha asegurado que el número de viviendas visadas en Marbella en 2016 «sigue la tendencia de la provincia y mejora respecto a 2014».

Pérez ha lamentado que el Partido Popular «muestre su deslealtad al obviar el hecho de que el municipio sea el único de la provincia que haya tenido que enfrentarse a la anulación del PGOU de 2010».

En ese sentido, aseguró los datos aportados por el PP son incorrectos porque el número de viviendas visadas en Marbella en 2016 asciende a 128, por lo que «es prácticamente el doble de la cifra que ha facilitado el concejal Cristóbal Garre».

Pérez señaló que «Marbella, al igual que el resto de localidades de Málaga, experimenta una bajada en el registro de viviendas visadas porque 2015 fue un año significativamente bueno en este ámbito».

La edil aseguró que el Partido Popular «evidencia un escaso o nulo conocimiento de los procedimientos urbanísticos cuando se refiere a la adaptación a la LOUA y a la modificación de las normas urbanísticas», y ha especificado que «el tiempo de concesión de licencias en estos momentos es equiparable al del Equipo de Gobierno del PP en el año 2014, según se desprende de los datos de la delegación de Urbanismo».