Diario Sur

El Ayuntamiento de Marbella incorpora a su plantilla a 808 trabajadores de seis organismos autónomos

Trabajadores de los distintos OALES aplauden el acuerdo para la integración en el Ayuntamiento, ayer, en el pleno.
Trabajadores de los distintos OALES aplauden el acuerdo para la integración en el Ayuntamiento, ayer, en el pleno. / Josele-Lanza -
  • La equiparación salarial completa, que en algunos casos llegará a incrementar la nómina en más de 1.000 euros, se hará de forma progresiva hasta el año 2020

Un día esperado. Tanto, que la aprobación del trámite en el Pleno del Ayuntamiento acabó en aplausos, los de un nutrido grupo de trabajadores, presentes en la sesión, de los seis organismos autónomos locales (OALES) de Marbella que acaban de ser disueltos. Sus 808 empleados pasan de esta manera a formar parte de la  plantilla del Ayuntamiento de Marbella. ¿Qué supone ello en la práctica? La corrección de una situación de desequilibrio económico y social. La equiparación salarial, que se hará de forma progresiva y que alcanzarán de forma completa en el año 2020, supondrá un incremento en las nóminas que puede ir desde los 100 euros o menos al mes, a superar los 1.000 euros mensuales, en función del puesto de trabajo, antigüedad y complementos del trabajador.

El Ayuntamiento daba ayer luz verde, por unanimidad de los partidos de la Corporación, a la disolución de los OALES Coordinación de Entidades Públicas Municipales, Marbella Solidaria, Arte y Cultura, Limpieza Marbella, Fundación Deportiva Municipal y Servicios Operativos de Marbella, que desaparecen. El equipo de gobierno presentaba por el trámite de urgencia la creación de las plazas, dentro de la plantilla del Ayuntamiento, que pasa a ocupar el personal de los organismos autónomos, tras los informes emitidos por el Interventor y el Secretario Municipal reclamando la realización de este trámite.

El debate político se centró en este caso en quién puso antes el cascabel al gato e inició el proceso –nada fácil– para la integración de los trabajadores de las OALES en el Ayuntamiento. Solo PPy PSOE intervinieron en este punto. El portavoz socialista, Javier Porcuna, defendió cómo «en un tiempo récord de un año, hemos dado solución a este asunto, garantizando la seguridad jurídica de los trabajadores, respetando las negociaciones con los sindicatos que se aprobaron en el mes de mayo». El edil del PP, Félix Romero, destacó igualmente que el acuerdo hace justicia a los 800 trabajadores, aunque discrepó en la fecha en la que se iniciaron los tramites. «Fue este equipo de gobierno el que en abril de 2015 inició el expediente, y así se recoge en el acta de pleno, y ahí se indicaba cómo se iba a hacer todo el proceso y los pasos que había que dar». Romero insistió en que fue el gobierno del PPel que «negoció con los trabajadores», acusando al tripartito de «actuar siempre tarde y mal». En este punto hizo referencia a que se hubiera tenido que retirar del orden del día el punto en el que se daba luz verde al abono del incremento salarial que supone la integración para este año, con carácter retroactivo desde enero. Los populares criticaron igualmente que presentaran «por urgencia» la modificación de la plantilla para crear las nuevas plazas a las que se incorporan dentro de Ayuntamiento los trabajadores de los OALES. «La modificación de la plantilla la hicieron ayer (por el jueves), tras los informes del Secretario Municipal y el Interventor que requerían este trámite. Ustedes no hacen nada hasta que se les reclama».

Javier Porcuna, primero, y el propio alcalde José Bernal en una intervención posterior, negaron la existencia de «algún expediente iniciado por el PP para la puesta en marcha de la disolución de los organismos autónomos locales. Porcuna acusó a los ediles de la bancada contraria de «dormir la siesta de la marmota desde 2010 a 2015, periodo en el que no hicieron nada en este sentido, pero sí anunciaron su compromiso con la integración de los trabajadores un mes antes de las elecciones municipales».

Ayudas sociales

La integración de los 808 trabajadores costará este año a las arcas municipales, a partir de la nómina de noviembre, 1.783.979 euros al mes, es decir, unos 77.000 euros más de lo que venía abonando. La estimación realizada desde el Consistorio una vez se aplique la equiparación salarial completa, eleva la cifra hasta 2.125.733 euros. Esta cantidad hace referencia únicamente a las nóminas, y a ella habrá que sumar lo que supone que 808 trabajadores empiecen a disfrutar, en igualdad de condiciones con sus compañeros del Ayuntamiento, del acuerdo social recogido en convenio, donde se incluyen ayudas económicas en diferentes conceptos que van desde la compra de gafas hasta la subvención de la matricula universitaria de hijos, entre otras.

Por cierto que el pleno aprobó ayer la propuesta del Ejecutivo local para la inaplicación de la póliza de asistencia sanitaria privada para el personal laboral, tras alcanzar un acuerdo con los sindicatos y quedar plasmado ante el Sistema de Resolución Extrajudicial de Conflictos Laborales de Andalucía (Sercla).