Diario Sur

Bernal anuncia que hay inversores dispuestos a comprar hoteles para convertirlos en 'gran lujo'

El alcalde Marbella realizó este anuncio durante el debate hotelero celebrado ayer. :: josele-lanza
El alcalde Marbella realizó este anuncio durante el debate hotelero celebrado ayer. :: josele-lanza
  • Responsables hoteleros destacan durante un debate en Les Roches que la calidad es la clave para evitar fugas a otros destinos

En el mismo día en el que la Escuela Internacional de Alta Dirección Hotelera de Les Roches organizaba un debate sobre la situación del sector con los máximos responsables de Marbella, el alcalde, José Bernal, aseguraba que diferentes inversores se han interesado por hacerse con hoteles de cuatro y cinco estrellas del municipio para transformarlos e incluirlos en el circuito de los establecimientos de gran lujo. Además, el primer edil señaló que otros inversores quieren recuperar hoteles «obsoletos o que están cerrados en estos momentos».

«Son proyectos orientados a elevar los hoteles a cinco estrellas Gran Lujo porque tienen asegurada ahí una clientela», explicó Bernal, que pese a concretar en el objetivo, rechazó dar pista alguna o revelar el nombre de los inversores o de los establecimientos «porque son operaciones que no están cerradas». Aún así, matizó que la función de los fondos es remodelar los hoteles para luego transferirlos a una marca para que los gestione.

«Intentamos ser especialmente meticulosos porque son operaciones privadas para que se cierren y salgan adelante. Nosotros anunciamos lo que está firmado, aprobado y corroborado», agregó. El alcalde también aseguró que «el mercado» de Marbella demanda hoteles de lujo dirigidos a clientes de alto poder adquisitivo, entre los que destacó el que se proyectará en el distrito de Las Chapas y cuyo coste rondará los 300 millones de euros. El establecimiento, cuya apertura está prevista para el verano de 2019, contará con una duna integrada en el club de playa que le conferirá con una oferta ecológica que «no tendrá ningún otro hotel», afirmó.

«Lo que tenemos que hacer las administraciones públicas es abrir el camino y facilitar las inversiones privadas que vienen a actuar en función de lo que demanda el mercado, y el mercado demanda hoteles de lujo para clientes de alto poder adquisitivo», sentenció.

Calidad en el servicio

Las declaraciones del alcalde de Marbella sobre estas futuras inversiones las realizó en la jornada de ayer durante un debate sobre la situación del sector hotelero en la Costa del Sol celebrado por vez primera en la Escuela Internacional de Alta Dirección Hotelera Les Roches. Entre otros expertos del sector, en la primera mesa redonda, quizá la más reveladora, intervinieron el CEO del centro, Carlos Díez de la Lastra; y los general managers de Fuertegroup Hotels, José Luque; Hotel Los Monteros, Fernando Al-Farkh; de Finca Cortesín, René Zimmer, y el de Puente Romano, Jorge Manzur.

De hecho, fue precisamente el manager de Puente Romano el que puso sobre la mesa uno de los puntos más interesantes del debate, en la competencia con otros destinos que podrían competir con Marbella. «Pese a que los destinos cercanos que podrían competir con nosotros están en horas bajas por distintos motivos, tenemos que seguir reforzándonos», apuntó, añadiendo que hay que «primar la calidad» de los servicios existentes. Además de destinos como Cancún, Manzur puso como ejemplo a seguir a la ciudad francesa de Cannes, con un IBI elevadísimo pero cuyos ingresos van a parar a servicios para el turismo.

Otra de las voces autorizadas que ha dado su opinión sobre adónde debe ir el sector fue el manager de Fuertegroup Hotels, José Luque, que pese a reconocer que se vive un «momento dulce», explicó que la memoria del turista es «corta», y que por tanto es mejor no acomodarse a las situaciones problemáticas como las de Francia o el norte de África. «Además», continuó, «están surgiendo nuevos destinos de habla inglesa, como Jamaica, en el que el turismo de lujo tiene un importante papel», concluyó, pidiendo un aprovechamiento mayor de los recursos existentes.