Diario Sur

La petición formal para la cesión de los Tres Jardines pasará por pleno la próxima semana

El parque requiere de una importante actuación para su recuperación .
El parque requiere de una importante actuación para su recuperación . / Lorena Villalba
  • El Ayuntamiento está a la espera del traspaso de competencias sobre el parque para acometer cambios de uso en determinados puntos acordados

Pese a que como reconocían las partes hace algunas semanas el acuerdo definitivo que abriría la puerta al traspaso de la gestión sobre el Parque de los Tres Jardines a manos municipales estaba prácticamente listo para ser rubricado, el asunto aún debía superar algunos trámites. Se trata de la petición formal del Ayuntamiento de Marbella a la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio para la cesión total del uso y gestión de la finca en la que se ubica el parque forestal. Es precisamente el punto que se llevará a pleno la próxima semana.

El Consistorio, según han indicado fuentes municipales, pide la mutación demanial externa del terreno, es decir, el cambio de titularidad del recinto.

El planteamiento defendido desde hace meses por el teniente de alcalde de San Pedro pasa por la posibilidad de sustituir aquellas áreas «en las que ha quedado demostrado que es imposible el mantenimiento tal y como se ha concebido», en espacios deportivos, recreativos e incluso de uso cultural. Una de esas zonas sería la que se conoce como 'jardín árabe'. Por ello, el acuerdo definitivo abrirá la puerta al Ayuntamiento a dar un uso deportivo, recreativo o cultural a determinadas áreas del parque siempre que el planeamiento urbanístico lo permita.

En febrero de este año el Ayuntamiento de Marbella y la Junta de Andalucía acordaban prorrogar el convenio de cogestión del espacio firmado cuando se abrió el parque, en el año 2012. Una prórroga ya vencida. En virtud de ese acuerdo, en manos del Consistorio quedaba la gestión del recinto en lo que respecta a tareas de vigilancia, limpieza y retirada de residuos, pago de facturas de luz y agua, y mantenimiento de las edificaciones, instalaciones y mobiliario urbano. A la Administración regional le correspondía conservar y mantener los espacios verdes y reponer las plantas necesarias; conservar y mantener las infraestructuras y equipamientos vinculados a espacios verdes; coordinar la seguridad en materia de riesgos laborales y hacer frente a las obligaciones derivadas de la titularidad patrimonial del recinto, según se recogía en la documentación hecha pública en su momento.

Pese a ello, el estado que presenta desde hace tiempo el parque evidencia que las tareas de mantenimiento no son las más adecuadas. A comienzos de año el teniente de alcalde de San Pedro, Rafael Piña, responsabilizaba al anterior gobierno municipal del PP de no atender sus responsabilidades. Hace un par de semanas, el Consistorio hablaba de «cuestiones burocráticas» que han venido demorando la recepción del recinto, y destacando que se vienen realizando «tareas básicas» para su mantenimiento.

De hecho, una de las cuestiones más complicadas que deberá afrontar el Ejecutivo local una vez que se haga con la gestión completa del parque será cómo asume el mantenimiento de las 9,5 hectáreas de terreno que ocupa. No será fácil. El tripartito ha tenido que tirar de la contratación de una empresa privada para que se encargue del parque Bulevar y todo apunta a que será necesario hacer lo mismo con Los Tres Jardines si se quiere mantener en condiciones.