Diario Sur

El PP exige al alcalde que dé explicaciones sobre la crisis en la Policía Local

Marbella. La presidenta local del Partido Popular, Ángeles Muñoz, exigió ayer al alcalde, José Bernal, que dé explicaciones sobre la situación de crisis que vive la Policía Local. Muñoz acusó al equipo de gobierno municipal de haber tomado medidas arbitrarias y sin criterio y de estar inmerso en una situación de rencillas internas que han supuesto un alto coste para el cuerpo de seguridad municipal.

«Se ha quebrado la cadena de mandos y se ha relegado al cuadro de responsables que existía imponiendo un comisario políticoque ha generado una enorme inestabilidad», dijo en referencia al subinspector Santiago Montero, persona de confianza del concejal delegado de Seguridad, Javier Porcuna.

La edil aseguró también que la apertura de un expediente a un subinspector con una trayectoria impecable de más de 30 años «con publicidad y rueda de prensa» ha provocado la quiebra de la paz social en el cuerpo.

Muñoz señaló asimismo lo que considera decisiones erróneas respecto al cuerpo, como la supresión de la policía de barrio y de la Unidad de Tráfico, así como la eliminación de la oficina de de denuncias de San Pedro o el conflicto generado en relación con las horas extras, que, según aseguró, «no se sabe ni quién ni cuando se van a cobrar».

El portavoz municipal y concejal de Seguridad Ciudadana, Javier Porcuna, salió al paso de estas críticas con la acusación de deslealtad contra el PP por, a su juicio, «manchar el buen nombre de la Policía Local de Marbella».

El edil aseguró a través de un comunicado que «esta estrategia de deslealtad la viene desplegando el PP durante los últimos tiempos con actuaciones como la votación en contra de planes urbanísticos que ellos mismos aprobaron en su última etapa de gobierno o cuando se opusieron a los presupuestos de la ciudad».