Diario Sur

vídeo

/ Vídeo: Enrique García/Pedro J. Quero

Javier Ojeda, en deconstrucción

  • El músico malagueño suma y sigue. Es casi incombustible y es capaz de hablar de lo que sea como sea y cuando sea. Tumbado y en horizontal, las cosas igual no se ven de la misma forma, tema a tema.

Sobran las cartas de presentación para Javier Ojeda. Incombustible. Preparado para casi todo. Todoterreno. Dispuesto a afrontar lo que se le ponga por delante. Hasta una entrevista-psicoanálisis tumbado sobre una mesa de aluminio, fría, que la imaginación puede hacer comparar hasta con la de una de autopsias televisivas. Los más de 30 años experiencia de este emblema de la música malagueña (ahora tiene 51) van por delante y se nota. Con Danza Invisible, ahora con Barrio de la Paz, y, mañana, con lo que se tercie. Habla y habla.. de lo que se le pregunte. ¿Destierro musical de Torremolinos desde hace años? Bueno..., él lo ve de otra forma. ¿Política? Se habla de lo que haga falta.... Tanto, que la charla se puede extender sin límite... En este caso, hemos seleccionado seis minutazos de un encuentro en horizontal en el que muestra su visión sobre bastantes cosas. 'To perita' decía la camiseta que llevaba puesta en ese momento. ¿Se anticipó al resultado? Hay que verlo en este vídeo de Enrique García. Hora de empezar.