Encontramos a la 'güena hente' de Málaga: "Ya somos los cazamóviles"

Los creadores del vídeo con el propietario, en el centro, en la misma terraza donde grabaron. / A.R.C.
  • Víctor Meliveo y Juan Ortiz se reencuentran con Francisco González, el propietario del móvil que devolvieron con 'sorpresa' incluida y que se convirtió en viral la semana pasada

Víctor Meliveo y Juan Ortiz han vuelto, no a la escena del crimen, sino la terraza donde se obró el milagro. Brindando con un anís, como en aquél vídeo, y recordando cómo en menos de una semana se han hecho famosos con un 'viral' de Facebook. Con un acto tan sencillo y cívico como el de encontrar un móvil perdido, que devolvieron a su dueño, se hacían famosos a golpe de click. "Nos agrega un montón de gente a Facebook y tenemos muchísimas visitas a Vimeo". Todo porque dejaron un vídeo para el afortunado (y descuidado) Francisco González, el propietario del móvil. Con él, recuerdan mirando a la plaza de La Merced, cómo les sorprendió un 'tsunami' de Whatsapps, visualizaciones en redes y mensajes de felicitación.

Meliveo y Ortiz saben lo que se hacen. Se dedican al cine; mejor dicho, al corto. "Decidimos grabar el vídeo en un formato que nosotros calificamos como 'dogmalele', una evolución del dogma, con carga de humor". A la pregunta de si todo esto no será un 'fake' sentencian que no. "No conocíamos a Francisco de nada, bueno ahora sí, pero antes sólo nos unía ese móvil perdido". Cierta o no, la historia ha cautivado a Internet. Si está maquinada, lo han montado bien y tiene su mérito. Pero parecen sinceros. Buscaron entre sus contactos frecuentes la última llamada, y se la devolvieron. "Era Nana -dice Víctor-, no sabíamos quién podía ser. Y resultó ser su hermana". De la hermana el mensaje llegó al amigo, del amigo a Francisco y este, profesor de yoga, se plantó en la terraza donde perdió el móvil en menos de diez minutos.

vídeo

El vídeo con el que empezó la historia. / V. MELIVEO Y J. ORTIZ

"Ya nos hemos quedado con eso de 'la güena hente'", no solo porque lo repitan diez veces en el vídeo, es que lo son. Serviría para una campaña de Málaga como ciudad hospitalaria. "O igual le ponemos ese nombre a nuestra productora, o nos llamamos 'los cazamóviles' y ya tenemos negocio". Además, aquella tarde, no fue sólo un móvil lo que recuperaron. Tomaban ese anís con Dita Segura y Rakesh Bhagwan Narwani, que acababan de ganar un premio por su corto 'Hospital Cromático'. Pues bien, también se lo olvidaron en la mesa. Y los 'cazamóviles' también pasaron a ser 'los cazapremios'. Sirvió la cita para pedir una disculpa al 'Camarón de Málaga', Eduardo El Chamorra, "por que él no es un aliquindoi". Los demás, sí...

Ayer se reencontraban con Anna Lisa Antona, la actriz de reparto que aparece en mitad del vídeo. "La llamamos 'la tiburona', pero matizamos que es la 'cazadora de tiburones'", que venía directa de su clase de alemán. Dita Segura, la otra secundaria de esta historia, tampoco olvida el gesto y por eso acude al reencuentro. Como Francisco, quien antes de entrar corriendo a su clase de yoga dejaba pagados los anises porque, el cine o el azar, ha querido unirlos en un plano secuencia de reencuentro en el que también ha participado SUR. "¿Te imaginas que hacemos un corto para el Festival de Cine del año que viene y ganamos?", fantasea Meliveo. Después de este vídeo -ya la segunda entrega de la saga- su mente y la de Ortiz ya maquinan cómo continuar la historia. Buscan "un millón de visitas" en su canal de Vimeo, "y un oso". Suponemos que del Festival de Berlín. Con los mismos protagonistas, eso sí.