Trece reclusos logran un empleo gracias al Programa InOut en Málaga

La iniciativa ofrece a personas reclusas en situación de segundo grado penitenciario una formación técnica en hostelería

PATRICIA PINEDA

La Obra Social La Caixa y la Asociación Arrabal-AID han presentado hoy los resultados del programa InOut en Málaga, un proyecto que ofrece a personas reclusas en situación de segundo grado penitenciario una formación técnica en hostelería durante su estancia en prisión y una especialización en el CIS Evaristo Martín Nieto. De un total de 16 personas que han participado, 13 de los participantes han encontrado un empleo.

Esta formación consta de 290 horas de aprendizaje, en la que se les enseña cómo llevar bandejas, cómo preparar bebidas o zumos, así como platos y las normas de manipulación, preparación y conservación de alimentos. A esto se le suma también un total de 90 horas de prácticas en restaurantes, hoteles o chiringuitos.

La presentación de estos resultados ha tenido lugar en el restaurante Strachan, uno de los 10 establecimientos que participan en esta iniciativa.

Adrián Víbora es uno de los reclusos que ha participado en el programa, y actualmente trabaja en este restaurante, por lo que asegura sentirse «muy agradecido por esta oportunidad». Vicente Marínez, dueño del establecimiento, asegura que «el riesgo de contratar a una de estas personas es el mismo que el de contratar a alguien que lleva más años en hostelería».

Fotos

Vídeos