Los taxistas de Málaga se suman al paro nacional de este miércoles contra Uber y Cabify

Los taxistas de Málaga se suman al paro nacional de este miércoles contra Uber y Cabify

El servicio urbano sólo lo prestará el 50% de la flota, mientras el aeropuerto queda excluido de la protesta y estará cubierto con normalidad

FRANCISCO JIMÉNEZMálaga

Los taxistas de Málaga capital y del resto de la Costa del Sol se sumarán al paro nacional de 24 horas convocado para este miércoles en protesta contra la proliferación de licencias de vehículos de transporte con conductor (VTC), que operan a través de plataformas como Uber y Cabify. Pero lo harán de forma parcial, puesto que prestará servicio la mitad de la flota y la actividad se mantendrá plenamente en el aeropuerto. Así lo han acordado el sector en el seno de la Confederación de Taxis de la Costa del Sol, que aglutina a los profesionales de los 11 municipios del litoral malagueño.

El paro a nivel nacional ha sido convocado por Fedetaxi entre las 6.00 horas del miércoles y las 6.00 del jueves 30, contemplándose además una gran manifestación en Madrid. La huelga contempla la fijación de unos servicios mínimos provinciales del 25% de la flota, aunque en el caso de Málaga se ha optado por elevarlos al 50%. “No podemos dejar la ciudad abandonada, por eso hemos decidido que esté operativa la mitad de la flota, de forma que en esta ocasión prestarán servicio los vehículos cuya licencia terminen en número impar”, ha explicado a este periódico el presidente de la Confederación y de la Asociación Unificada Malagueña de Autónomos del Taxi (Aumat), José Royón.

La protesta tendrá lugar apenas dos semanas después del duro golpe que el Tribunal Supremo ha asestado al sector en su batalla contra el aumento de VTC. A través de dos sentencias, el Alto Tribunal ha concedido 80 licencias de este tipo de servicio que habían sido denegadas en 2014 por la Comunidad de Madrid, lo que a juicio de las asociaciones del gremio abre la puerta a que en los próximos meses se puedan otorgar unas diez mil más en todo el país. En el caso de la provincia de Málaga, la cascada de autorizaciones que podrían activarse y que hasta ahora están paralizadas en los tribunales ronda el millar, una cifra que reventaría aún más la proporción de un VTC por cada 30 taxis que marca la ley.

A día de hoy, esta ratio está más que rebasada en Málaga. Según los últimos datos publicados por el Ministerio de Fomento, que es el que regula la actividad aunque son las comunidades autónomas las encargadas de concederlas, en la provincia hay actualmente 604 licencias de VTC frente a 2.568 taxis, sólo superada por Madrid (2.522) y Barcelona (779), lo que da lugar a una proporción de una por cada 7 taxis. Es decir, que para ajustarse al marco legal deberían estar operativas únicamente 85 VTC o, visto desde el otro lado, 18.120 taxis.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos