El rescate del malagueño atrapado en México se complica al suspenderse las labores por la lluvia

«Son tres días ya, pero no perdemos la esperanza. Están muy cerca mi hermano». El malagueño Jorge Gómez Varo, de 33 años, fue sepultado al derrumbarse el edificio donde trabajaba por el terremoto de México

Alvaro Frías
ALVARO FRÍAS

La familia del malagueño Jorge Gómez Varo, un aparejador de 33 años que estaba en su puesto de trabajo cuando México sufrió el terremoto, no pierde la esperanza de que sea rescatado con vida de entre los escombros donde ha quedado atrapado. «Son tres días ya, pero no perdemos la esperanza», ha explicado su hermano Alejandro.

En cuanto a las labores de rescate, ha señalado que esta mañana las tareas se han complicado debido a la lluvia que caía en la zona. Alejandro ha indicado que, al parecer, el edificio se movía y se han suspendido las labores para llegar hasta su hermano.

Más información

Sin embargo, lo cierto es que los equipos «están muy cerca de él». «Parece ser que aún hay vida en la segunda planta del edificio y nos comentan que entre ellos están mi hermano y la compañera de trabajo», ha indicado.

Asimismo, ha señalado que hay un equipo de rescate desplazado desde Japón que está listo para actuar y llegar a la zona en la que está su hermano a través de un edificio contiguo. Aun así, ha apuntado que el coordinador ha suspendido las labores que se están llevando a cabo ante el peligro que hay de derrumbe.

«Estamos desesperados. Es el tercer día, pero las esperanzas las mantenemos a tope y más con la última noticia de que hay vida y de que están cerca de él», ha manifestado Alejandro.

Aun así, ha reconocido que «cada hora que pasa es una agonía». Asimismo, ha añadido que su hermana Laura ha partido hacia México para estar al tanto de lo que ocurre.

Fotos

Vídeos