Cierran La Cónsula hasta el lunes al aparecer legionella en un grifo de una cocina

Alumnos, en la cocina de prácticas de La Cónsula /Fernando González
Alumnos, en la cocina de prácticas de La Cónsula / Fernando González

Cancelan las clases durante dos días para proceder a la desinfección y cloración de toda la red de suministro de agua

Francisco Gutiérrez
FRANCISCO GUTIÉRREZ

En un grifo, que ha estado cerrado durante todo el verano, se ha detectado un nivel de legionella superior al permitido. El Servicio Andaluz de Empleo, del que dependen las escuelas de hostelería de Málaga (tanto La Cónsula como La Fonda) ha tomado como medida preventiva el cierre de las instalaciones durante dos días (de manera que las clases se retomarán el próximo lunes) para proceder a la desinfección y cloración de toda la red de suministro de agua. Pero ni profesores ni alumnos han corrido riesgo de infección. Los resultados de los últimos análisis se conocieron ayer mañana, y se tomó la decisión de cerrar el centro.

La Cónsula, que ocupa un antiguo palacete en Churriana, estará cerrado durante dos días para llevar a cabo la limpieza y desinfección de toda la red de suministro de agua. Según informa la Consejería de Empleo, el SAE, bajo el asesoramiento de la Unidad de Prevención y personal técnico del Centro de Prevención de Riesgos Laborales, ha determinado como medida preventiva y acción correctora, la limpieza y desinfección de choque de toda la red, tanto del aljibe como de las conducciones de agua, siguiendo el protocolo que fija el Real Decreto por el que se establecen los criterios higiénico-sanitarios para la prevención y control de la legionelosis.

Cocina de prácticas

En la escuela se realizan análisis de la calidad de las aguas cada tres meses. Hace unas semanas pasó el técnico responsable, y tomó muestras de un grifo situado en la cocina de prácticas, que no se había utilizado en todo el verano. Es aquí donde, según distintas fuentes consultadas, ha podido estar este brote de legionella. Además, no es la primera vez que ocurre, aunque hasta ahora no se había tomado una medida como la que se ha adoptado en esta ocasión, el cierre cautelar de las instalaciones.

«Estamos tranquilos. ¡Yo he bebido agua hoy mismo!», dijo un profesor tras conocer el resultado de los análisis

Por otra parte, según informaciones recogidas entre profesores y alumnos, el centro ha estado consumiendo el agua con normalidad hasta el martes y no se ha dado ningún caso de legionella entre alumnos o profesores. De hecho, el analista les indicó que el agua se podía consumir, pero que era necesario realizar la desinfección prevista para estos próximos días. «Estamos tranquilos. ¡Yo he bebido agua hoy mismo!», aseguró un profesor.

Según la delegación de Empleo, tras informar a los alumnos y profesores del centro, una empresa especializada inició ayer mismo las labores de saneamiento del edificio. También, y para reforzar las medidas preventivas, el SAE ha determinado que los análisis ambientales se hagan mensualmente, y no trimestralmente, como marca la normativa vigente, así como la instalación de un sistema de cloración automática del agua del aljibe.

La legionella es una bacteria que puede colonizar los sistemas de abastecimiento a través de la red de distribución de agua. Provoca infecciones respiratorias, que pueden ser de leves a graves, llegando incluso a provocar la muerte.

Fotos

Vídeos