Diario Sur

¿De qué enferma la gente en Málaga?

Enfermeras preparan material para atender a pacientes.
Enfermeras preparan material para atender a pacientes. / J.C.
  • El sistema circulatorio, el aparato digestivo y los tumores son, por este orden, los tres primeros motivos de hospitalización

  • El envejecimiento de la población se deja notar en los hospitales, que cada vez tienen menos partos y más casos de cáncer y problemas de huesos

Los hospitales se vacían de parturientas y se llenan de octogenarios: es el efecto combinado del envejecimiento de la población, el aumento de la esperanza de vida y la caída de la natalidad. En sólo diez años, los motivos de hospitalización han cambiado de forma llamativa en la provincia, según refleja la Encuesta de Morbilidad Hospitalaria del INE. Sin que el número de ingresos haya variado apenas (en 2015 se emitieron 140.302 altas en hospitales malagueños, frente a las 139.162 de 2005), sí que lo ha hecho el tipo de pacientes. Hace una década las primeras causas de encame eran, con mucha diferencia, las relacionadas con el embarazo y el parto. Y siguen siéndolo, pero han caído un 27% (en 2005 hubo 26.000 ingresos por estos motivos y en 2015, 19.000). Las enfermedades del aparato circulatorio (infartos, anginas, ictus, insuficiencia cardíaca, arteriosclerosis, varices...) se han convertido en la segunda causa de hospitalización, con un 9% más de altas, rozando las 18.000 anuales. Le han arrebatado el puesto a los problemas del aparato digestivo (úlceras, apendicitis, piedras en la vesícula...), que quedan relegados al tercer lugar del ranking. Y en cuarto lugar aparecen ya los tumores, que han incrementado su presencia en los hospitales nada menos que un 36% (hace una década estaban en sexta posición). El quinto grupo de causas es los traumatismos, quemaduras y envenenamientos.

El envejecimiento de la población se está reflejando en los hospitales de forma intensa, pues las enfermedades propias de edades avanzadas ganan protagonismo a pasos agigantados. Por ejemplo, se ha multiplicado por seis los pacientes con hiperplasia prostática y han aumentado un 150% los de anginas de pecho, un 137% los de arteriosclerosis y un 33% los que sufren problemas de huesos y articulaciones.

Y es que la propia edad media de los pacientes hospitalizados en la provincia ha aumentado desde los 47 a los 50 años. Además, detrás de este promedio se observan cambios más llamativos: por ejemplo, que en una década s se han duplicado los enfermos mayores de 95 años atendidos en los hospitales malagueños (de 192 a 415 al año) y han aumentado un 60% los que tienen entre 85 y 95.

Por otro lado, la estadística muestra cómo el progreso de la medicina ha provocado que ciertas enfermedades ya casi no provoquen ingresos hospitalarios. Es el caso del sida, la tuberculosis o las cataratas.

Lo que no se ha modificado en la última década es la estancia hospitalaria media: sigue siendo de siete días. Claro que este promedio esconde grandes diferencias por enfermedades: desde los dos días de los trastornos oculares a los 26 de los problemas mentales.

El año pasado hubo más ingresos hospitalarios de mujeres que hombres (77.574 frente a 62.728), pero si se excluyen los motivados por embarazos y partos los hombres pasan a primera posición. El ‘top 5’ de motivos de hospitalización es, lógicamente distinto por sexos. En las mujeres está formado por parto y embarazo, enfermedades del aparato digestivo, enfermedades del sistema circulatorio, tumores y traumatismos. En el caso de los hombres, es del sistema circulatorio, sistema digestivo, sistema respiratorio, tumores y traumatismos.