Diario Sur

El PP cifra en 350 millones el perjuicio para Málaga por el fraude de los cursos de formación

Torrico, Romero y Ruiz Sillero, esta mañana.
Torrico, Romero y Ruiz Sillero, esta mañana. / SUR
  • Los parlamentarios andaluces Miguel Ángel Torrico y Teresa Ruiz Sillero reclaman a la Junta la apertura del CIO Mijas

El PP ha cifrado esta mañana en 350 millones de euros el perjuicio que para Málaga ha supuesto el fraude de los cursos de formación de la Junta de Andalucía en concepto del dinero que se ha dejado de invertir para formar a los desempleados, las cantidades que se le adeuda a las empresas que cumplieron con los cursos y el dinero que no se sabe si está correctamente o no gastado.

Así lo han expuesto en rueda de prensa los parlamentarios andaluces Miguel Ángel Torrico y Teresa Ruiz Sillero, que han sido los miembros del PP andaluz que han formado parte de la comisión de investigación que se ha desarrollado en el Parlamento regional para abordar este asunto.

Los 350 millones de Málaga suponen el 18% de los 1.970 millones de euros que según el PP ha supuesto de perjuicio para los andaluces el fraude de los cursos de formación, según Torrico. Una cantidad que aparece recogida en el dictamen elaborado por el PP andaluz y que estos días vienen exponiendo en las distintas provincias.

Ruiz Sillero, por su parte, ha remarcado que el fraude detectado supuso la paralización durante cinco años de los programas de formación de la Junta y que ese hecho ha repercutido negativamente en La Cónsula y el CIO Mijas. En este punto, la dirigente popular ha instado al Gobierno regional a que abra el CIO Mijas.

En su intervención, donde han estado acompañados por el parlamentario malagueño Félix Romero, Ruiz Sillero ha subrayado que en este caso hay responsabilidades políticas que deben depurarse -la jueza Bolaños archivó hace unos días parte de la causa política del caso- y situó las responsabilidades en la presidenta de la Junta, Susana Díaz.

Ruiz Sillero ha criticado que el PSOE y la Junta lo que intentan en este caso es “defender los intereses de sus altos cargos en la Junta” y en contraposición subrayó que el PP “está defendiendo los intereses de todos los andaluces”. “Por eso pedimos la devolución del dinero defraudado y que se asuman responsabilidades políticas”, ha apostillado.