Diario Sur

La provincia de Málaga recibe 40 millones de la UE para obras y proyectos sostenibles

Los fondos financiarán la 2.ª fase del Caminito del Rey.
Los fondos financiarán la 2.ª fase del Caminito del Rey. / SUR
  • Destinará parte de los 15 millones logrados a la semipeatonalización de Carretería mientras la Diputación consigue 10 para potenciar el entorno del Caminito del Rey

Ni era 22 de diciembre ni había niños del colegio de San Ildefonso cantando los premios, pero la provincia recibió ayer su particular ‘gordo’ al resultar agraciada con una lluvia de millones procedentes de la Unión Europea para gastar de aquí a 2022 en obras de desarrollo urbano sostenible, actuaciones de eficiencia energética, mejoras en materia de movilidad y proyectos de inserción socio-laboral. En total son 40 los millones a repartir entre Málaga capital (15), Estepona (10), Nerja (5) y de forma indirecta Antequera, Ardales, Álora y Valle de Abdalajís dentro de los 10 millones para la Diputación que el Ministerio de Hacienda ha concedido a la provincia dentro del programa comunitario EDUSI (estrategia de desarrollo urbano sostenible e integrado).

Han estado repartidos, pero no tanto como se esperaba. A los que no les ha tocado ni la pedrea es a Marbella, Vélez, Fuengirola, Benalmádena, Torremolinos, Alhaurín de la Torre y Cártama, que también habían presentado sendos paquetes de actuaciones a financiar con dinero de Bruselas, pero que han sido rechazados por falta de puntuación. A nivel estatal la cuantía a percibir en esta primera convocatoria es de 730,9 millones de euros, de los que 240,9 irán a Andalucía. Para los municipios que no hayan conseguido nada o los que intenten rascar algo más, está previsto que a finales de mes se lance una segunda convocatoria por un importe total de 305 millones.

Tras la publicación de la resolución de Hacienda en el Boletín Oficial del Estado (BOE), las entidades solicitantes tienen diez días a partir de hoy para formular alegaciones o remitir, en el caso de las seleccionadas, la aceptación expresa de las ayudas. Además, se abre un plazo de dos meses para presentar las correspondientes memorias en las que se concreten qué proyectos de los incluidos en sus respectivas líneas estratégicas se ejecutarán con estos fondos, que deberán cubrir como máximo el 80% del coste, corriendo el 20% restante por cuenta de los municipios. El único requisito es que todas las actuaciones deben estar en marcha antes de 2020 y estar listas no más allá de 2022.

Málaga capital aspiraba a 25 millones, aunque de momento percibirá 15, a los que se sumarán 3,75 que saldrán de las arcas municipales. De momento, porque el Ayuntamiento, a través del Servicio de Programas Europeos-Omau, confía en arañar en los próximos años más recursos con el dinero sobrante de proyectos de otras ciudades españolas que no lleguen a ejecutarse, como ya ocurrió con los diez millones de más logrados en el anterior programa comunitario. En cualquier caso, esta partida ya garantizada permitirá continuar hacia el norte con la revitalización urbana del Centro, abarcando el ámbito de los antiguos arrabales desde Ollerías hasta Lagunillas, además de los barrios de la Trinidad, Perchel Norte y en la zona de El Ejido.

Aunque las obras a incluir se irán concretando en los próximos días, dentro de las actuaciones contempladas destaca como proyecto estrella la semipeatonalización del eje Carretería-Álamos hasta la plaza de la Merced, valorado en unos 5 millones. Asimismo, también habrá una partida para acometer la rehabilitación del mercado de Salamanca, así como para la renovación urbana y dotación de equipamientos tanto en la Trinidad (pistas deportivas, generar zonas de sombra en Santo Domingo y un centro empresarial en la antigua casa de socorro) como en El Ejido, donde se prevé un centro de mayores en la plaza de la Paula y la reurbanización de varias calles. «Vamos a continuar en la línea de lo que ya hemos iniciado en la zona oeste y norte de Carretería, una propuesta que hicimos en lo que justamente tenía que haberse hecho con el plan de las tecnocasas», afirmó el alcalde de la capital, Francisco de la Torre, quien remarcó que buena parte de los proyectos están prácticamente listos para que puedan ponerse en marcha en 2017. Lo que queda descartado, a pesar de que estaba incluido en la solicitud presentada el pasado enero, es destinar parte del dinero a los puentes-plaza que el Ayuntamiento contempla para la integración urbana del Guadalmedina, ya que estos proyectos están demasiado verdes como para cumplir los plazos marcados.

Tampoco ha conseguido todo lo solicitado la Diputación –la única de Andalucía que obtendrá fondos–, pero los diez millones concedidos más los dos que aportará el ente supramunicipal son más que suficientes para garantizar la ejecución de la segunda fase del Caminito del Rey (creación de un centro de interpretación y recepción de visitantes) así como para la puesta en valor de municipios del entorno (Antequera, Álora, Ardales y Valle de Abdalajís) para potenciar sus facetas turísticas mediante la regeneración urbana de sus cascos históricos y la mejora de los accesos a sus principales atractivos culturales y naturales. La intención de la institución provincial es mantener las 16 actuaciones previstas bajo la percha del Caminito, valoradas en 15 millones, por lo que se va a solicitar a los ayuntamientos que traten de rebajar los proyectos o que aporten el dinero restante. En Antequera, las iniciativas más potentes son la transformación del eje que atraviesa el Centro (plaza de San Sebastián-Infante Don Fernando-Alameda) valorada en 2,2 millones, y la mejora de la zona de la Moraleda y del Cerro de San Cristóbal (1,8 millones), mientras que en el resto destacan la rehabilitación de los activos turísticos patrimoniales de Ardales, la remodelación de la plaza de San Lorenzo del Valle de Abdalajís y la mejora del acceso al Castillo de Álora. «Gracias a esta cantidad invertiremos en proyectos sostenibles», presumía el presidente de la Diputación, Elías Bendodo.

Recreación del parque fluvial de Estepona que recibirá 10 millones.

Recreación del parque fluvial de Estepona que recibirá 10 millones.

Tampoco ocultan su satisfacción en Estepona, que en su primer intento de recibir fondos de Bruselas han obtenido 10 de los 15 millones solicitados. Una partida que se destinará a la construcción del parque fluvial en el entorno del arroyo Monterroso, la ejecución de la segunda circunvalación para descongestionar el tráfico de la avenida Andalucía, la puesta en valor del Castillo de San Luis o la continuación de la remodelación del casco antiguo, entre otras actuaciones que, como remarcó el alcalde, José María García Urbano, «van a permitir avanzar en un modelo de ciudad que se inició hace cinco años que ha generado una seña de identidad que ha convertido a Estepona en un destino turístico más competitivo, con mejores equipamientos culturales y de ocio, y más atractivo para inversores y emprendedores».

Por su parte, Nerja percibirá cinco millones que, junto a los 1,2 que aportará el Ayuntamiento, permitirán desarrollar un plan de inserción laboral en el barrio de Los Poetas, mejorar el patrimonio natural como el acondicionamiento del cauce alto del río Chíllar, impulsar actuaciones de eficiencia energética y ‘smart city’ o la creación de un anillo verde en el entorno de la playa de Burriana. La alcaldesa nerjeña, Rosa Arrabal, mostró su satisfacción y agradeció el trabajo de los técnicos municipales y del anterior concejal de Hacienda, Guglielmo Landolfi, que dimitió en marzo tras la negativa de Ciudadanos a aprobar los presupuestos locales.