Urbanismo y la promotora de Martiricos llegan a un acuerdo para reiniciar la obra

Los desvíos de servicios ya han comenzado.
Los desvíos de servicios ya han comenzado. / Salvador Salas

Espacio Medina abonará unos cien mil euros al Ayuntamiento por la ocupación del subsuelo de calles adyacentes a la parcela de Citesa

Jesús Hinojosa
JESÚS HINOJOSAMálaga

La reactivación de las obras del proyecto urbanístico que transformará la zona de Martiricos se desbloquea después de que el Ayuntamiento y la promotora de la actuación, la sociedad Espacio Medina, hayan llegado a un acuerdo sobre la cantidad económica que esta última tendrá que abonar a las arcas municipales por la ocupación del subsuelo de calles adyacentes a la parcela de Citesa para poder ampliar el aparcamiento subterráneo sobre el que se levantará un bloque de pisos de protección oficial. De este modo, la construcción del ‘parking’ salvará los restos de un alfar romano aparecidos durante los primeros trabajos de este proyecto, que ha estado paralizado un año y medio por este motivo.

Inicialmente, Espacio Medina se negó a abonar cantidad alguna por la ocupación del subsuelo de los viales que bordean el aparcamiento, que deberá extenderse más allá de los bordes del solar para no disminuir su número de plazas y no tocar los restos romanos aparecidos en el centro de la parcela, donde quedarán tapados, según lo dictaminado por la Consejería de Cultura. Por ello, Urbanismo llegó a incluir en el orden del día de su último consejo rector una propuesta para rechazar el proyecto de reparcelación de la actuación, trámite que falta para que pueda cobrar eficacia la licencia de obras ya concedida para que se puedan retomar.

Sin embargo, este punto se levantó y no llegó a ser votado a la espera de una negociación con la promotora, a la que finalmente no le ha quedado otra que aceptar abonar una cantidad por la ocupación del subsuelo de las calles adyacentes para poder reactivar la construcción del aparcamiento y de un edificio que albergará 80 viviendas de protección oficial, primera fase de un total de 210.

Según ha podido conocer este periódico, Urbanismo y Espacio Medina han pactado la entrega de unos cien mil euros por la extensión del ‘parking’ hacia la calle Toledo –donde ya han comenzado los trabajos previos para los desvíos de servicios– y hacia el paseo de Martiricos, lo que obligará a demoler gran parte de los muros-pantalla que se habían realizado para delimitar los sótanos. No obstante, la aprobación del proyecto de reparcelación en el que deberá quedar reflejada esta transacción tendrá que votarse en un consejo rector de Urbanismo previsto para los días previos a la feria de agosto. Superado ese trámite es cuando podrá expedirse la licencia de obras con la que se retomarán los trabajos dentro del solar.

Parque

Esta primera etapa del proyecto contempla no solo la construcción de los aparcamientos y la primera fase de las VPO, sino también la realización de un parque en los suelos de Citesa, hacia el edificio de Diario SUR, tras el que se abrirá una nueva calle. Todo ello cuenta con un plazo de ejecución de unos 20 meses cuyo cumplimiento dependerá de que no aparezcan nuevos restos arqueológicos en las zonas en las que van a ampliarse los sótanos.

No obstante, tanto el parque como la reurbanización de las calles adyacentes al solar serán contratadas y ejecutadas por Urbanismo con dinero del convenio urbanístico asociado a esta operación y del que todavía la promotora debe aportar más de nueve millones de euros, tras un primer pago de 2,5 millones.

Fotos

Vídeos