El terral eleva la temperatura hasta los 42 grados y dispara el consumo eléctrico

Bañistas a remojo para afrontar el calor.
Bañistas a remojo para afrontar el calor. / Salvador Salas

Ignacio Lillo
IGNACIO LILLOMálaga

El terral ha entrado de lleno en las vidas de los malagueños y quienes visitan la capital y la Costa en estas fechas, para dejar las calles vacías y las playas y centros comerciales (por el aire acondicionado) llenos. En la ciudad se empezó a dejar notar sobre las 11.00 de la mañana, por la zona más próxima al río Guadalhorce, como Teatinos, el Aeropuerto y Campanillas. Así lo relata José Luis Escudero, autor del blog Tormenta y rayos, alojado en SUR.es, y que ha hecho un seguimiento especial del fenómeno. Al tiempo, descendió por la cuenca del Guadalmedina y se produjo una fuerte subida del mercurio en el Centro y el Puerto, con rachas fuertes, de hasta 48 km/h.

Noticias relacionadas

Finalmente, la máxima de la capital se midió en el termómetro del aeródromo, con 40,2 grados hacia las 18.00 horas; mientras que en Teatinos fueron 39,2, y en el puerto, 38,9. En cambio, la máxima de la provincia se registró en Vélez-Málaga, con 42,2 grados. Lo más llamativo, según explica Escudero, es que ha entrado en Rincón de la Victoria, donde no es habitual, y en esta ocasión lo ha hecho con especial virulencia y ha marcado 40,9 grados. De hecho, la gráfica de Aemet muestra que subió diez grados en menos de una hora, entre las 16.00 y las 17.00. Además, las particularidades del fenómeno hacen que, mientras en Estepona llegaron a 40,5, en Fuengirola se quedaron con unos envidiables 28,8.

Previsiones

Miércoles, 9

33º 25º

Se mantiene el terral, pero con las temperaturas en claro descenso, sobre todo en el litoral.

Jueves, 10

27º 22º

Cambia a levante, incluso se podría producir alguna precipitación leve de madrugada.

Viernes, 11

27º 22º

La noche de los fuegos se esperan cielos despejados y temperaturas suaves.

Con este escenario, y unido a la recuperación económica y el aumento de la llegada de turistas, ya el lunes (por tanto, antes de que se notara el terral) se produjo un récord de consumo eléctrico, que ayer debió ser incluso mayor. En este caso, el tirón de los aparatos de aire acondicionado elevó la demanda hasta los 1.253 megavatios a las 14.00 horas. Con todo, queda lejos del máximo histórico, con 1.500 megavatios en enero de 2009, según los datos de Endesa. Junio y julio se ha mantenido en los mismos niveles de años anteriores y lejos de los veranos anteriores a la crisis. A pesar de la demanda, la red eléctrica se está comportando sin apenas incidencias.

En cuanto a la previsión, hoy es previsible que se mantenga el terral, al menos hasta última hora de la noche, aunque se quedará en el entorno de los 33-35 grados. El jueves a primera hora de la mañana llegará el levante, con rachas fuertes y nubes bajas, de manera que durante la madrugada se podrían producir precipitaciones muy leves en puntos de la capital y la Costa.

Posteriormente, se mantendrá el levante con rachas fuertes en el arranque de la feria, al menos hasta el sábado y sobre todo en el litoral. Escudero advierte de que en el tramo final de la semana puede haber mar de fondo, lo que supondrá un riesgo para los bañistas en las playas.

Fotos

Vídeos