El Puerto recibirá esta semana la mayor operativa de graneles de su historia

La descarga de graneles en el Puerto de Málaga está viviendo un momento de auge. :: sur
La descarga de graneles en el Puerto de Málaga está viviendo un momento de auge. :: sur

El buque Xenia descargará 67.000 toneladas de trigo y cebada, 13.000 más que en el anterior récord, que fue en junio

IGNACIO LILLO MÁLAGA.

La apuesta del Puerto, de sus consignatarios y de la terminal multipropósito de Noatum por los graneles se deja sentir de lleno en las estadísticas de actividad industrial de los muelles malagueños. A principios de junio se registró la que hasta entonces había sido la mayor operativa de este tipo de la historia, con 54.000 toneladas de maíz. Apenas dos meses después, se va a batir de nuevo la marca: este fin de semana se espera un nuevo movimiento masivo de graneles sólidos, con la previsión de movilizar unas 67.000 toneladas de trigo y cebada (mitad y mitad). Estas mercancías tendrán como destino la alimentación de la industria ganadera malagueña y andaluza, a cargo de la consignataria Servimad, que se hará cargo también de su estiba.

La mercancía llegará a bordo del granelero ('Bulk carrier', en el argot) Xenia, de bandera chipriota, de 229 metros de eslora, procedente del mar Negro, concretamente del puerto de Constanza (Rumanía), y atracará hacia finales de esta semana en el muelle siete. La descarga arrancará el lunes. El encargo lo ha hecho Nidera Agrocomercial, perteneciente al gigante chino Cofco, y el cargamento está valorado en unos 13,5 millones de euros.

Joaquín Pérez-Muñoz, director gerente de Servimad, lo considera «un éxito», que demuestra «una apuesta importante de los importadores por el Puerto de Málaga», y la consolidación de este tipo de tráficos. El empresario recuerda que 2016 fue un año de mucha actividad en cuanto a graneles y 2017 va por el mismo camino. «Los importadores han puesto a Málaga en el mapa, han comprobado que está en condiciones de atender a los ganaderos y productores de la comarca», recalca, y recuerda la existencia de una industria potente de porcino, pollo y pavo en Campillos, Antequera y Málaga (Campanillas), con marcas como Famadesa, Dcoop, Procavi y Picasat, entre otras. «Ya no tienen que ir a otros puertos a buscar materias primas».

Para Pérez-Muñoz, el escenario actual es un éxito también de la Autoridad Portuaria y de sus responsables, pues «ha ayudado mucho a cambiar la percepción de los importadores hacia Málaga». Este experto recuerda que hasta hace poco se consideraba «caro y poco eficiente», y pone de relieve que ahora se ven los frutos de dos años de trabajo para cambiar esta visión, con una fuerte actividad comercial.

Esta operación superará las 54.000 toneladas de maíz que se movilizaron en la terminal de Noatum en junio, procedentes de Nueva Orleans (Estados Unidos) y con destino a los silos de la cooperativa Dcoop, para surtir a las fábricas de pienso de sus asociados. La carga venía a bordo del buque Hai Jin, con bandera de Singapur.

En línea con esta apuesta por los graneles, Servimad tiene en marcha el proyecto para construir tres nuevos silos en el Puerto. En estos momentos, se está terminando el proyecto y la tramitación administrativa, con vistas a comenzar las obras ya en septiembre, una vez que se adjudiquen a una constructora. Se trata de tres depósitos, sobre una parcela de 6.700 metros cuadrados (unos 2.000 cada uno), que podrán albergar entre 25.000 y 30.000 toneladas de grano entre todas.

Las operativas referidas son las más destacadas, pero no las únicas. Durante esta semana en el muelle siete se ha producido una descarga de 44.000 toneladas de trigo, que venían a bordo del buque 'Nicolaos A'. Lo ha consignado Condeminas. Este tipo de cargas logró un récord en el Puerto en 2016, con un total de 746.981 toneladas de granel agroalimentario, lo que supuso un aumento del 57,3%.

Desde la Autoridad Portuaria corroboran que está siendo un buen mes de agosto, con una dinámica de contenedores muy importante a diario, que previsiblemente se prolongará hasta final de año y permitirá alcanzar cifras similares a las del año pasado, que se cerró en el entorno de los 100.000 Teus (a rebufo de los grandes puertos de Algeciras y Tánger). A su vez, se ha producido un repunte de los cruceros, en unas fechas estivales en las que no son frecuentes este tipo de escalas. Y lo mismo ocurre con el amarre de megayates.

Fotos

Vídeos