Cosas de la Ciudad

El problema continúa en Olías

La basura se acumula en el suelo por falta de contenedores../SUR
La basura se acumula en el suelo por falta de contenedores.. / SUR

La retirada de varios contenedores en la barriada hace quela basura se acumule en el suelo

ANDREA RODRÍGUEZMálaga

Los vecinos de la barriada de Olías, perteneciente al distrito de El Palo, continúan sufriendo una situación de suciedad a la que no encuentran una solución razonable. Hace aproximadamente dos meses se retiraron tres contenedores de basura orgánica que se encontraban en la plaza del Colegio de Olías Pueblo en la calle Norte. La decisión obedecía a motivos de seguridad. Así lo explica Virginia Champenois: «El cambio llegó con un cartelito pegado a la pared que avisaba de que por motivos de seguridad debíamos usar los contenedores situados en la carretera principal a ambas entradas del pueblo».

El problema se debe a que los nuevos contenedores están situados en la carretera principal de la zona donde no residen los ciudadanos y además Virginia Champenois agrega que «estos contenedores están en la parte baja con un desnivel de treinta metros por calles estrechas. lo que hace prácticamente imposible a a los vecinos que no tienen vehículo subir andando a diario con bolsas de basura».

Tras varias reclamaciones de los vecinos a la empresa Limasa para que volvieran a realizar la recogida de basura en la misma ubicación, finalmente, consiguieron su reanudación los martes y viernes. No obstante, hace apenas unas semanas volvieron a instalar dos contenedores en la plaza, pero consideran que siguen siendo insuficientes las medidas de limpieza para el millar de habitantes con los que cuenta la barriada.

Mal olor

Para más inri, esta acumulación de basura en el suelo está desprendiendo un olor desagradable e inaguantable, según denuncian los residentes en la zona. Además, advierten de que el fuerte hedor ha atraído a los animales nocturnos y plagas de cucarachas que están infectando la plaza sin ningún tipo de control.

También, el calor se convierte en un factor determinante que agrava notablemente el problema. Los vecinos siguen demandando la incorporación de más contenedores para evitar que empeore la situación.

Plaza Dolores Márquez: bancos para no sentarse

La zona del entorno del río Guadalmedina se ha convertido en un foco de suciedad y desperfectos en los últimos meses. En anteriores artículos hemos comentado la excesiva acumulación de basura que se había producido en las inmediaciones del río, pero solo es necesario da un paseo por la zona para visualizar los estragos del olvido.

En una plaza como la de Dolores Márquez, la mayoría de los bancos disponibles están rotos o sucios. «Antes nos sentábamos aquí a pasar el rato, ahora nos hemos tenido que ir a otra plaza un poco más lejos», explica una vecina. Y es que las únicas personas que se ven en la plaza pasan de largo sin parar. Así llevan más de dos semanas, y los vecinos empiezan a perder la esperanza de que haya una solución a corto plazo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos