El Patronato de Recaudación aprueba su presupuesto sólo con el voto del PP

A. M. R. MÁLAGA.

El Patronato de Recaudación Provincial, dependiente de la Diputación de Málaga, aprobó este viernes en una reunión su presupuesto para 2018 con el único voto favorable del equipo de gobierno del PP y el rechazo de todos los grupos de la oposición, incluido Ciudadanos, partido aliado de los populares y clave para que puedan salir adelante las cuentas del próximo año de la institución provincial, lo que se prevé tenga lugar la próxima semana.

El portavoz de la formación naranja, Gonzalo Sichar, argumentó la negativa de su grupo en que no se le había hecho partícipe a su partido de la elaboración del presupuesto, en que la información le había llegado con poco tiempo para estudiarla y en que no se habían tenido en cuenta peticiones de su partido como la reducción del premio de cobranza a los municipios. Preguntado sobre si este voto negativo tendrá consecuencias en la aprobación de las cuentas generales de la Diputación para 2018, Sichar dijo: «Tenemos que hablarlo».

Desde el equipo de gobierno popular, fuentes consultadas dijeron respetar el sentido del voto de cada partido y recordaron que el voto definitivo a las cuentas se producirá en un pleno la próxima semana, donde esperan contar con el apoyo de Ciudadanos para sacarlo adelante. Además, destacaron que por primera vez en 26 años, el Patronato de Recaudación Provincial sacará a concurso 303 plazas, de las que 298 serán para consolidación de puestos y el resto para nuevas incorporaciones.

El portavoz del PSOE en la Diputación, Francisco Conejo, afirmó que lo vivido en la aprobación del presupuesto del Patronato de Recaudación «demuestra el desgobierno y la falta de talante que existe en el gobierno popular de Bendodo en la Diputación. Toda la oposición ha votado en contra de los presupuestos propuestos por el PP».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos