Un parque vallado y mejorado en el barrio de La Luz

Se ha vallado todo el perímetro del parque, cuyas instalaciones han sido objeto de mejoras.
Se ha vallado todo el perímetro del parque, cuyas instalaciones han sido objeto de mejoras.
COSAS DE LA CIUDAD

José Manuel Alday
JOSÉ MANUEL ALDAY

Las obras de vallado y mejora del Parque María Luisa, en la barriada de La Luz, han finalizado, según anunció ayer el Ayuntamiento, que ha informado que a partir de ahora el recinto cerrará por las noches. En total, el Ayuntamiento de Málaga ha invertido cerca de 300.000 euros en la protección del recinto así como en la mejora de su equipamiento y zonas de juego. El parque permanecerá abierto al público en verano de 8.00h a medianoche y en invierno de 8.00h a 22.00h.

El Área de Sostenibilidad Medioambiental del Ayuntamiento de Málaga ha concluido las obras de instalación del vallado perimetral del Parque María Luisa, actuación que se ha realizado tras la demanda de los usuarios de este recinto de 28.704m2, según comunicó ayer el Ayuntamiento.

El cierre perimetral del recinto permitirá evitar un acceso incontrolado al mismo, sobre todo de noche, que era cuando se producían algunas concentraciones para hacer botellón, lo que había generado las protestas de los vecinos de los edificios más próximos al parque al sufrir molestias derivadas de este tipo de reuniones. No obstante, como ha sucedido con ocasión de otras actuaciones similares, otros vecinos consideran que no era necesario el vallado.

Nueva zona multijuegos

El cierre perimetral, consistente en una valla metálica sobre una base de hormigón armado, limita el acceso a la totalidad del recinto que ha quedado con un total de 10 puertas. En la zona coincidente con la avenida Isaac Peral, la valla cuenta con un adorno de 60 metros de longitud que representará la figura de unos niños jugando con una cometa. El vallado se licitó con un coste de 135.985,29€, que incluía además la restauración de 10 bancos de piedra existentes en el parque, la instalación de 22 nuevos bancos y de 15 papeleras, según informó e Ayuntamiento.

El vallado del parque se ha complementado con una mejora de sus instalaciones al disponer de una nueva zona de multijuego con forma de embarcación, una red de escalada, una casa árbol, columpios, toboganes y elementos preparados para el disfrute de niños con discapacidad. Esta mejora de la zona de juego ha supuesto una inversión de 160.000 euros, lo que ha permitido realizar la sustitución completa de los elementos existentes con anterioridad.

La mesa con el boquete.

Glorieta de Antonio Molina: imposible jugar al ping pong

La zona de gimnasia al aire libre existente en la glorieta de Antonio Molina, en Huelin, tiene una gran aceptación y siempre está muy concurrida. Además de los distintos aparatos de gimnasia que hay en ese espacio, también existe una mesa de ping pong. Pero resulta que la mesa en cuestión está rota y tiene desde hace ya varios días un boquete, por lo que los amantes del tenis de mesa no pueden jugar. Luis Gómez es un usuario habitual de la zona y advierte de esta circunstancia, por lo que pide al Ayuntamiento que tenga en cuenta ese desperfecto y no tarde demasiado en repararlo. La forma en que se ha producido el boquete es ya otra cuestión. Jugando al ping pong no parece muy probable.

Fotos

Vídeos