La gran despensa de Málaga coloca el cartel de premium

La langosta es uno de los muchos productos que no faltan estos días en la sección de pescados de Mercamálaga, aunque puede alcanzar cotizaciones de hasta los 70 euros el kilo, precio mayorista./Salvador Salas
La langosta es uno de los muchos productos que no faltan estos días en la sección de pescados de Mercamálaga, aunque puede alcanzar cotizaciones de hasta los 70 euros el kilo, precio mayorista. / Salvador Salas

Los productos de excelencia inundan Mercamálaga ante la inminente llegada de las fiestas navideñas

Agustín Peláez
AGUSTÍN PELÁEZ

Cuando todavía los malagueños no se han despertado, la actividad es máxima en Mercamálaga, la gran despensa de la provincia y uno de los principales mercados de Andalucía Oriental. Desde las tres de la madrugada el mercado de frutas y hortalizas comienza a atender a clientes de casi toda la comunidad andaluza. En la sección de pescados y mariscos la apertura al público se lleva a cabo a la cinco de la madrugada, aunque la entrada de productos en los puestos mayoristas se iniciada a las dos de la mañana. Mercamálaga es una ciudad que no duerme. Hasta finales de octubre de este año han pasado por el recinto más de 650.000 vehículos, lo que representa un 2,44 por ciento más que en el mismo periodo del año anterior. Todas las previsiones apuntan a que este año el mayor mercado de la provincia superará las 200.000 toneladas de entradas de mercancías.

Diciembre no es un mes cualquier en Mercamálaga. De hecho, durante este mes experimenta una notable transformación debido a las fiestas navideñas y a las comidas de empresas.

Los mayoristas colocan en primera fila estos días lo más especial de las frutas, hortalizas, pescados y mariscos

No son los adornos que colocan algunos de los puestos los que cambian y transforman Mercamálaga, sino la excelencia de los productos. Si durante el resto del año la calidad es una nota habitual, en diciembre, los mayoristas apuestan por lo mejor de lo mejor, lo premium, las especialidades y los productos especiales, ya no sólo nacionales sino internacionales.

En cifras

1.250
es la media de compradores que acude diariamente a los puestos de Mercamálaga.
638 millones de euros
fue la cifra de negocio del centenar de empresas el mercado de abasto en 2016, un 3,5 por ciento más que en 2015
650.000
vehículos acuden al mercado anualmente.

«Si algo caracteriza a Mercamálaga es la calidad de los productos que ofrece. Sin embargo, en Navidad lo estándar pasa a un segundo plano en la oferta, de manera que la máxima calidad y lo super se coloca en este gran escaparate. Lo normal es poder encontrar los mejores tomates de todas las variedades, las mejores frutas, los productos más diversos y exóticos, los pescados y mariscos más frescos de los principales caladeros españoles. Nos convertimos en un escaparate envidiable», explica el gerente de Málaga Natural, uno de los principales puestos de frutas y verduras del gran mercado malagueño, Andrés Rojas.

«Nos convertimos en un escaparate envidiable donde predomina lo mejor de lo mejor»

«La calidad es siempre la misma, pero este mes se busca todo más grande y más especial»

Con las comidas de empresas a la vuelta de la esquina y las cenas navideñas que muchas familias malagueñas comienzan ya a preparar, los minoristas, hosteleros y comerciantes viven unas jornadas frenéticas de compras y ventas de productos.

Subida de precios

Prueba de ello es la subida de precios que ya están experimentando en Mercamálaga algunos de los pescados y mariscos más demandados en estas fechas. «En el mercado de pescados y mariscos nada más comenzar diciembre cambia todo. Aunque este mes no llega a ser el verano, que es cuando más ventas realizamos, es cierto que se produce un aumento de la demanda y los puestos buscamos los mejor de los mejor para ofrecer a nuestros clientes. Esto favorece que el precio de las cigalas se haya incrementado por lo pronto un 60 por ciento y la tendencia seguirá hasta navidad, para volver a bajar después de Reyes», señala el encargado de Marpiex, Antonio Díaz.

Uvas. No han llegado las de Nochevieja, pero ya hay uvas de Totana a 1,50 euros. Carabineros. La oferta de marisco crece este mes en Mercamálaga. Ahora es fácil encontrar carabineros o chorizos frescos entre los 40 o 50 euros el kilo, pero la tendencia es que suban. Cerezas argentinas. Se venden a 16 euros el kilo a los minoristas y restauradores y se traen por avión / Salvador Salas

«Llevo 18 años trabajando en Mercamálaga y siempre en diciembre sucede lo mismo. La calidad es siempre la misma, pero ahora se busca todo más grande. Las cigalas más grandes ya se venden igual que en noviembre, lo que sale mejor son las de mayor calibre y si están vivas mejor, aunque ello suponga tener pagarlas a 100 euros el kilo precio mayorista», señala Díaz.

Según el presidente de la Asociación de Mayoristas de Pescados de Mercamálaga y propietario de Mar del Sol, José Luis Roldán, diciembre es un buen mes de ventas, aunque sin llegar a los niveles de agosto, debido a que se produce un aumento de la demanda de producto fresco, y ello a pesar de que muchos consumidores que aguantan hasta última hora.

Mejillón

«El producto que con diferencia se vende más en estas fechas es el mejillón, aunque también sube la demanda de merluza, rape, gambas, cigalas, bogavantes, y chirlas, La merluza y el rapes, viene de las lonjas de Málaga y Cádiz y el marisco de Huelva, aunque son las cigalas de nuestro litoral las que más precio alcanzan», afirma Roldán.

La sección de pescados registró durante 2016 la entrada 39.204 toneladas, de las cuales 33.570 fueron de pescado fresco; 2.047 de marisco, también frescos; 2.388 de pescado congelado y 1.129 de marisco congelado. Sólo en diciembre del pasado año, los mayoristas de pescados comercializaron 2.875 toneladas entre pescados y mariscos frescos y congelado, cantidad que se espera superar este año.

Para Rafael Jiménez Sánchez, dueño del puesto de pescados Ravidepa Málaga, el mal tiempo y el frío está favoreciendo también este año una mayor subida de precios en determinados pescados y mariscos.

«Es cierto que hay más demanda, pero el verano es mejor. En estas fechas los clientes hacen muchos encargos especiales, productos que habitualmente no solemos tener. Pero esos son compromisos que si no salen, porque no has podido encontrar lo que te han pedido, te puede costar un cliente. Es muy mes de mucho estrés porque lo que queremos es satisfacer al cliente», señala.

Menos estacionalidad

En el mercado de frutas y hortalizas ocurre algo similar. La excelencia se convierte en la nota más destacada. No hay puesto que se precie que no ofrezca estos días las mejores frutas, ya sean nacionales como de importación.

Rape. Compite con la merluza en las cenas familiares malagueñas, porque es un producto que no falta en el mercado. Salmón fresco. La Navidad ha comenzado ya en el mercado de pescados con una oferta de los más variada. Nuez Pecana. Son del valle del Guadalhorce y se cotizan por encima de los ocho euros el kilo. / Salvador Salas

«Cada vez hay menos estacionalidad. Hoy se pueden encontrar casi de todo durante todo el año. En parte porque la restauración de la Costa del Sol demanda productos selectos», declara el presidente de la asociación de Mayoristas de puestos de Frutas y Hortalizas, Pedro Machuca, propietario de Comercial Frutera Malagueña (Cofruma).

Málaga Natural cuenta con hasta 800 referencias de productos en su cartera. «Si existe y lo podemos conseguir, se consigue. Ese es nuestro lema», asegura Andrés Rojas, para quien en el caso de las frutas y hortalizas la época de mas demanda en diciembre es cuando ser acercan las fiestas navideñas.

Por ello es perfectamente posible encontrar cerezas de Chile o la Patagonia argentina traídas por avión de calibres inverosímiles, pero que alcanzan cotizaciones que superan los 115 euros el kilo (precio mayorista), por productos considerados étnicos como el Edo o Malanga, curioso tubérculo importado en esta ocasión de Costa Rica que recibe el nombre también de Taro. Es similar a una patata, pero con una textura más suave y un sabor un poco mas dulce. Lo interesante de este producto es de muy fácil asimilación.

Al cierre de 2016, las toneladas de frutas y hortalizas que entraron a Mercamálaga fueron un 3,98% superiores a las del año 2015, con un total de 176.857 toneladas, de las cuales 82.607 fueron sólo de frutas, 82.215 de hortalizas y 12.035 de patatas. Sólo en el mes de diciembre del pasado año los mayoristas del gran mercado malagueños comercializaron más de 13.180 toneladas.

Cigalas vivas. Su precio se ha incrementado ya un 60% respecto a noviembre y alcanzan hasta los cien euros el kilo
Cigalas vivas. Su precio se ha incrementado ya un 60% respecto a noviembre y alcanzan hasta los cien euros el kilo / Salvador Salas

A falta todavía de finalizar el año, el volumen acumulado de mercancías que ha entrado en Mercamálaga para su venta en los puestos mayoristas supera ya las 187.400 toneladas, lo que representa un incremento del 2,2% respecto al 2016, ejercicio comenzó a recuperar el ritmo de ventas anterior a los años de la crisis. El mercado central de abastecimiento de Málaga cerró 2016 con un volumen de negocio de 638 millones de euros en la unidad alimentaria.

Calamar. Este es otro de los productos reyes que predominan en los puestos de pescados y mariscos de Mercamálaga. Su precio varía según el tamaño, aunque se mueven entre los 10 y 15 euros el kilo en la actualidad, precio mayorista.
Calamar. Este es otro de los productos reyes que predominan en los puestos de pescados y mariscos de Mercamálaga. Su precio varía según el tamaño, aunque se mueven entre los 10 y 15 euros el kilo en la actualidad, precio mayorista. / Salvador Salas

Temas

Navidad

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos