Málaga refuerza la seguridad los meses de verano con casi 3.500 agentes

De izqda a dcha, López Canedo, Briones y Esteban. :: paula hérvele

SUR MÁLAGA.

El Ministerio del Interior ha desplegado 3.436 efectivos tanto del Cuerpo Nacional de Policía (CNP) como de la Guardia Civil para reforzar la seguridad en Málaga durante la temporada estival dentro del Plan Turismo Seguro del Gobierno central.

El subdelegado del Gobierno en Málaga, Miguel Briones; el comisario provincial del CNP, Francisco López; y el coronel jefe de la Comandancia de Guardia Civil en Málaga, Jesús Esteban presentaron ayer el dispositivo, que se desarrolla desde el 1 de julio hasta el 31 de agosto, aunque todos recordaron que, al ser una provincia turística, no se baja la guardia y el plan tiene continuidad todo el año.

El objetivo es «prevenir la delincuencia e incrementar la seguridad ciudadana y mejorar la atención de los ciudadanos, con una respuesta más rápida y eficaz», detalló Briones. En Málaga, el dispositivo policial estará centrado en playas, centros comerciales, centros históricos, estaciones de tren, puertos y el aeropuerto.

Las plantillas se han reforzado para ello. En el caso de la policía, se incorporan 112 agentes procedentes de academias policiales, 25 para la Operación Paso del Estrecho (OPE), 17 funcionarios de la Comisaría General de Policía Judicial destinados en la Costa del Sol, y cuatro Tedax. La Guardia Civil recibe otros 80 alumnos, cuatro tenientes, 124 agentes de la Policía Judicial, cinco del Gedex y 12 del Servicio Cinológico. A estos efectivos de refuerzo se le suman los servicios extraordinarios que los agentes podrán realizar para aliviar la carga de trabajo durante el periodo estival, en el que un tercio de las plantillas debe disfrutar de sus vacaciones.

Fotos

Vídeos