La ambiciosa reforma del Málaga Plaza

Plaza central. La infografía, cedida por la dirección del recinto, muestra el aspecto que tendrá su planta baja. Se potenciará la iluminación natural y la vegetación. /Sur
Plaza central. La infografía, cedida por la dirección del recinto, muestra el aspecto que tendrá su planta baja. Se potenciará la iluminación natural y la vegetación. / Sur

La transformación del recinto conlleva la entrada de nuevos operadores como Tedi, Goiko Grill y otros que están aún en fase de negociación y costará casi 3 millones de euros

Nuria Triguero
NURIA TRIGUERO

Construido en 1993 bajo la batuta del arquitecto Ángel Asenjo, el centro comercial Málaga Plaza presumió desde su arranque de un cuidado diseño que le diferenciaba de la típica gran superficie. Pero los años no pasan en balde y un cuarto de siglo después, el recinto afronta un verdadero ‘lifting’ para actualizarse y potenciar su atractivo cara a los visitantes y a los operadores comerciales. Sus dos grandes signos distintivos, el lucernario que le dota de luz natural y su amplia plaza central, seguirán presentes, pero muchas otras cosas cambiarán. «Se ha planteado un cambio integral de casi la totalidad de los elementos arquitectónicos y decorativos», afirma el gerente del centro comercial, Patricio Gutiérrez del Álamo, que cifra el coste de la reforma en casi 3 millones de euros, incluyendo las obras que ya se han efectuado en las dos plantas de oficinas que alberga el edificio. La luz, los materiales naturales y la vegetación son los elementos que marcarán la nueva personalidad del Málaga Plaza.

Esta renovación es parte del plan de inversión que está llevando a cabo New Winds Group, propietario del centro comercial desde el pasado marzo. La reforma del edificio se realizará en tres fases, dirigida por el estudio de arquitectura madrileño SML. La primera de ellas, que dará comienzo de forma inminente puesto que ya cuenta con licencia municipal, es quizá la de mayor relevancia, afectando a todo el interior del recinto. La duración prevista de las obras es de tres meses y se realizarán casi en su totalidad por la noche para no entorpecer la actividad diaria de los locales comerciales. Las fachadas y el parking del centro comercial serán las siguientes fases de la reforma.

t Planta calle. Se crearán nuevas superficies comerciales dedicadas a belleza y ‘retail’.
t Planta calle. Se crearán nuevas superficies comerciales dedicadas a belleza y ‘retail’. / Sur

Uno de los objetivos de la reforma es adaptar la distribución del recinto a las nuevas tendencias del comercio. «Existe un fuerte incremento del interés de los operadores nacionales e internacionales por estar en el mercado malagueño y con formatos de locales cada vez más grandes ubicados en zonas ‘prime’ de la ciudad», apunta Gutiérrez del Álamo. Así, se van a generar «nuevas superficies comerciales pensadas para actividades muy concretas y exclusivas». Aguirre Newman es la consultora encargada de la comercialización de los locales de este centro comercial, después de haberse encargado también de asesorar en la operación de venta del mismo a New Winds Group.

En la planta calle, el ‘Beauty Corner’, destinado a negocios de belleza y formado ahora por la perfumería Primor y dos peluquerías, cobrará especial protagonismo. «Generaremos algo más de 100 metros cuadrados de nueva superficie comercial, permitiendo la entrada de operadores referentes en este sector», explica el gerente. Por otra parte, la cafetería BB&C se trasladará, «con un nuevo formato más moderno y exclusivo», a la esquina frente a Primor y Movistar, dando así posibilidad de crear 90 metros cuadrados de ‘retail’ infantil.

La planta baja es uno de los elementos «más significativos» del proyecto. Con la retirada de elementos arquitectónicos y decorativos, se creará una gran plaza «perfecta para eventos de animación». Restauradores ‘gourmet’, operadores de golosinas y heladerías son algunos negocios que se han interesado por esta superficie.

Antes de que finalice la reforma abrirá sus puertas el nuevo inquilino de Málaga Plaza: Goiko Grill, especializado en hamburguesas ‘gourmet’, que aterriza por primera vez en la ciudad. Dentro de esta renovación de operadores se encuadra también la reciente apertura de la firma alemana Tedi, con un local de 500 metros cuadrados. Y no serán las últimas incorporaciones. «Estamos negociando con operadores tanto de restauración como de ‘retail’, líderes en sus sectores», apunta Gutiérrez del Álamo. Nuevos nombres que convivirán con Fnac, Burger King, Viva Gym y demás marcas que ya forman parte del centro. Málaga Plaza recibió en 2016 casi tres millones de visitas, cifra que se prevé superar este año.

Fotos

Vídeos