La Junta rectifica y vuelve a abrir el aparcamiento de la Ciudad de la Justicia

La nueva zona ha permanecido vacía desde que se realizaron los cambios :: f. silva/
La nueva zona ha permanecido vacía desde que se realizaron los cambios :: f. silva

Delimitarán el perímetro de la zona e instalarán carteles para informar de que sólo podrán utilizarlo las personas que vayan a acudir al edificio judicial

JUAN SOTO MÁLAGA.

El aparcamiento exterior de la Ciudad de la Justicia volverá a abrirse al público. Después del aluvión de críticas recibidas por reservar otras 300 plazas para funcionarios, la Junta de Andalucía ha dado marcha atrás y volverá a eliminar la valla que da acceso al recinto a partir de la semana que viene.

Tras una reunión mantenida ayer por la mañana entre el delegado del Gobierno andaluz, José Luis Ruiz Espejo, el decano del Colegio de Abogados de Málaga, Francisco Javier Lara, que acudía también en representación del Colegio de Procuradores, y la gerente de la Ciudad de la Justicia, Rosario García Morilla, la administración regional ha atendido las demandas de estos profesionales. De esta forma, el aparcamiento volverá a disponer de una zona reservada para los trabajadores de la Ciudad de la Justicia, jueces, y fiscales; y otra de libre acceso para usuarios de la misma, como operarios judiciales (abogados, procuradores), y personas que asistan a los distintos actos judiciales que se desarrollen en sus instalaciones.

Según anunciaron ayer, la gerencia de la Ciudad de la Justicia encargará de forma inmediata a una empresa que implemente las medidas necesarias para delimitar la separación de ambas zonas de aparcamiento, de forma que la semana que viene pudiera estar operativo ya el aparcamiento con esta nueva distribución.

Los funcionarios seguirán ocupando una parte del aparcamiento reservado para el público

Igualmente, en la zona de libre acceso se habilitarán letreros indicando que el aparcamiento en la misma está destinado a aquellas personas que vayan a desarrollar alguna actividad en la Ciudad de la Justicia, de forma que se produzca la necesaria rotación de vehículos para facilitar el aparcamiento de todos aquellos que lo necesiten.

Marcha atrás

Tras la reunión, el decano del Colegio de Abogados de Málaga, Javier Lara, se mostró satisfecho por el acuerdo alcanzado, ya que recuperarán la práctica totalidad de las plazas perdidas. Aunque se ampliará el espacio reservado, se controlará quién aparca, por lo que «nos quedaremos prácticamente igual».

El cambio se produce menos de una semana después de que el propio Lara amenazara con tomar medidas de presión si no se daba marcha atrás a dicha decisión. Tras conocer que el grueso de las plazas iban a ser de uso exclusivo para jueces, fiscales, letrados de la Administración de Justicia y del resto de funcionarios y trabajadores, el máximo responsable del Colegio, Javier Lara, consideró que la medida es «una auténtica barbaridad». Tras él, procuradores, economistas y graduados sociales también mostraron su total rechazo a la medida.

Fotos

Vídeos