La Junta ha paralizado casi 1.000 peticiones de VTC para equilibrar con el taxi

SUR

málaga. La Junta de Andalucía lleva paralizadas 992 peticiones de autorizaciones para vehículos de transporte concertado VTC -más de un tercio sólo en la provincia de Málaga-, en aras de «equilibrar la proporción entre estos vehículos y los taxis», para lo cual ha ido requiriendo informes a los ayuntamientos, que debían ser denegatorios.

El consejero de Fomento y Vivienda, Felipe López, ha explicado que la administración andaluza actúa de esta forma al partir de la premisa y del compromiso adoptado en las reuniones con los taxistas de «ir tomando decisiones que fueran acercando la proporción que dice la ley y que hoy está rota por el agujero y ventana legal que había a falta de una reglamentación».

Ha apuntado que las decisiones administrativas de la Junta están inspiradas en el hecho de considerar que se había traspasado el umbral de proporción del 1/30 (un vehículo VTC por cada 30 licencias de taxis), pero ha apuntado que «en los tribunales se interpretaba que no, al no estar en vigor la nueva norma», por lo que los tribunales «merced al agujero legal», han ido dando la razón a las empresas de VTC y aceptando vía sentencias la autorización de más licencias.

En concreto, se han paralizado la concesión de 44 autorizaciones de licencias para VTC en Almería -una vez dictadas sentencias estimatorias-; diez en Algeciras (Cádiz); 35 en Córdoba; 35 en Granada; 366 licencias paralizadas en Málaga - a las que se sumarán otras 497 pendientes de sentencia que se prevé que tengan el mismo camino, según el consejero-; y diez en Sevilla.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos