La Junta intensifica los controles previos a las fiestas de Nochevieja

Fiesta de Nochevieja en la plaza de la Constitución. /Álvaro Cabrera
Fiesta de Nochevieja en la plaza de la Constitución. / Álvaro Cabrera

El Ayuntamiento recuerda que está prohibida la venta ambulante de productos pirotécnicos y su uso en la vía pública

Juan Soto
JUAN SOTOMálaga

La Junta de Andalucía quiere evitar a toda costa problemas con los cotillones y fiestas de Fin de Año. Para ello ha remitido una carta a los ayuntamientos en la que les recuerda la necesidad de extremar los controles administrativos previos con el fin de garantizar la seguridad y los derechos de los asistentes.

Según detalló ayer el delegado del Gobierno de la Junta de Andalucía, José Luis Ruiz Espejo, en la misiva se insta a los consistorios a velar por el cumplimiento de todas las exigencias legales en esta materia y pone de relieve que los organizadores de estos eventos tienen que obtener las preceptivas autorizaciones administrativas ante los ayuntamientos con antelación suficiente, además de cumplir todos los requisitos de seguridad reglamentarios contemplados en la normativa de Espectáculos Públicos y Actividades Recreativas de Andalucía.

El delegado del Gobierno explicó que además van a realizar inspecciones previas en 10 establecimientos con aforo superior a 700 personas para comprobar que cuenta con todos los permisos y autorizaciones. En la misma línea, ha animado a los asistentes a estas fiestas a que se informen sobre si cuentan o no con autorización. La Junta podrá clausurar aquellos establecimientos en los que se detecten deficiencias graves hasta su completa remodelación.

Establecen el dispositivo especial de seguridad para la Navidad

Sur. Málaga.

El subdelegado del Gobierno en Málaga, Miguel Briones; y el alcalde, Francisco de la Torre, presidieron ayer la Junta Local de Seguridad con el objetivo de establecer el dispositivo especial para los días de Navidad. Según informaron desde ambas instituciones, el Plan de Actuación Policial para Navidad comenzó a finales de noviembre y concluirá el 8 de enero de 2018; e incluye controles especiales los días de Nochebuena y Nochevieja y durante la celebración de la Cabalgata de Reyes el próximo 5 de enero.

Así, según indicaron en un comunicado, en el cómputo total, durante el Plan de Navidad los agentes de la Policía Local efectuarán 10.809 servicios ordinarios y 628 de refuerzo. En el caso de la Nacional, en las próximas tres semanas, el número de servicios rondará los 2.000.

Entre los objetivos generales de actuación destacan la fluidez del tráfico, con especial atención a la Red Viaria Básica; la prevención de la delincuencia y el control de la venta ambulante, especialmente en las zonas comerciales; y el control de establecimientos respecto a los horarios de cierre y ruido.

Asimismo, se contempla el control de la venta ilegal de artificios pirotécnicos, para lo que será tenido en cuenta el Real Decreto 989/2015, de 30 de octubre, por el que se aprueba el Reglamento de artículos pirotécnicos y cartuchería.

La Guardia Civil ya ha realizado la inspección de los distintos puestos de venta pirotécnicos ubicados en la capital para comprobar que cumplen la normativa.

También relativo a las próximas fiestas navideñas en la ciudad, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, emitió ayer el bando anual en el que recuerda la prohibición de la venta ambulante de productos pirotécnicos y su uso en la vía pública. Además, incide en que la venta de estos artículos debe tener la autorización de la Subdelegación del Gobierno.

En el bando con motivo de las fiestas de Navidad y Fin de Año 2017 señala asimismo que está prohibido usar material pirotécnico en la vía pública, tal y como regula la ordenanza de Convivencia Ciudadana, debido a las alteraciones vecinales y de orden público así como por las molestias «evidentes que supone para nuestros amigos los perros». En este sentido, sostiene que el material pirotécnico podrá ser utilizado en zonas no residenciales o aisladas del entorno de la ciudad y de todos sus barrios y, en todo caso, a más de 300 metros de cualquier edificación o arboleda.

La policía realizará controles preventivos en locales con un aforo superior a 700 personas

De igual modo, en el documento se recuerda a los organizadores de actividades recreativas y eventos de carácter multitudinario, como cotillones, conciertos y fiestas juveniles, la necesidad de que en los mismos se cumplan «todos los requisitos reglamentarios y se obtengan las preceptivas autorizaciones administrativas con antelación suficiente» a su celebración. De igual modo, continúa, «son responsables de que los espacios públicos queden completamente limpios a la conclusión».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos