La Junta aprueba la vía rápida para el trámite ambiental del solar de la torre del Puerto

Recreación de la torre del Puerto. / SUR

El expediente concluye ahora y pasa a la Gerencia de Urbanismo para modificar el Plan Especial

Ignacio Lillo
IGNACIO LILLOMálaga

Ya hay veredicto: vía rápida. El trámite ambiental del solar del dique de Levante para la torre del Puerto ha concluido, después de seis meses, y pasará la próxima semana a la Gerencia de Urbanismo para modificar el Plan Especial.

Se trata de un paso clave para la tramitación de este proyecto, puesto que la otra opción, la del trámite normal, habría supuesto otros 18 meses de burocracia antes de pasar al siguiente peldaño.

La Delegación de Medio Ambiente considera que no tienen cabida las alegaciones que hicieron tanto el Colegio de Arquitectos como Ecologistas en Acción, que pedían la tramitación extendida, puesto que de lo que se estaba debatiendo es de un cambio menor en un solar, y no del edificio proyectado en sí.

El delegado de Medio Ambiente, Adolfo Moreno, explicó minutos después de firmar el informe y de darle registro de salida al Ayuntamiento, que en ninguno de los documentos que se han recabado se identifican valores naturales concretos que se verían afectados significativamente por este proyecto; que se promueve en un ámbito territorial eminentemente urbano y muy degradado, en el Puerto y junto a sus infraestructuras.

Sobre la polémica cuestión del efecto sobre el paisaje, el delegado apunta que no se vería desde todos los puntos, sino sólo desde algunos, por lo que la afección depende del enclave donde quien observa se coloque, y es solventable meramente mediante un cambio de ubicación de quien lo mira. Además, estos terrenos no tienen ninguna protección ni europea ni autonómica, ni en ningún informe se pone en alerta sobre sus efectos ambientales.

Sobre la cuestión de la participación ciudadana, recuerda que el proyecto pasará ahora al trámite urbanístico, donde el Ayuntamiento tendrá que plantear qué modelo de ciudad quiere, y se abrirá un periodo de información pública. A este se unirá otro, en una tercera fase, cuando ya que el edificio, por su altura, requiere de una Autorización Ambiental Unificada, por lo que la Junta tendrá que volver a intervenir para aplicar la Gica, y habrá otro periodo de información pública. Este último trámite llevará otros seis meses. "Los trámites no se acaban aquí, ni mucho menos", recordó Adolfo Moreno, para quien se ha tomado una decisión "objetiva y escrupulosa con la ley". Para ello, se ha tenido en cuenta toda la documentación remitida inicialmente por el Ayuntamiento, así como el estudio de alternativas, el resultado de las consultas a todas las instituciones implicadas y empresarios.

Fotos

Vídeos