El embajador británico tranquiliza sobre el ‘Brexit’ y aboga por un acuerdo que minimice los daños

Simon Manley. / Foto: Salvador Salas | Vídeo: Pedro J. Quero
FORO LIDERA MÁLAGA

Simon Manley reclama que la UE negocie con Reino Unido el tratado comercial «más ambicioso» de la historia

Antonio M. Romero
ANTONIO M. ROMERO

Hace un año los británicos votaron la salida de su país de la Unión Europea (UE), una decisión que provocó, entre la ciudadanía de los países socios del ReinoUnido, primero sorpresa y, luego, incomprensión e incertidumbre sobre las consecuencias de esta decisión. Conscientes de esta situación, la diplomacia británica se faja en explicar el nuevo escenario geopolítico, económico y comercial entre la isla y el continente. En este contexto, el embajador de Gran Bretaña en España, Simon Manley, lanzó ayer en Málaga un mensaje de tranquilidad sobre los efectos del ‘Brexit’ y ante el proceso de diálogo abierto entre ambas partes para gestionar los términos de la salida, y que a tenor de los primeros contactos hace prever una dura negociación, hizo un llamamiento para alcanzar un acuerdo que permita «minimizar los daños» que puedan producirse en ambas partes.

Noticias relacionadas

En el foro Lidera Málaga, organizado por SUR y la Diputación Provincial, celebrado en el hotel AC Málaga Palacio y conducido por el director de Publicaciones de Prensa Malagueña, Pedro Luis Gómez, Manley subrayó que «no hay vuelta atrás» en el ‘Brexit’ ya que se respetará la voluntad expresada por el pueblo británico en las urnas de abandonar la UE y sostuvo que el proceso de negociación debe encararse «aceptando que vamos a salir».

El papel fundamental de ‘SUR in English’ para la comunidad británica en Málaga

Un día después de que Liz Parry, exeditora de ‘SUR in English’, recibiera de manos de Simon Manley la Medalla del Imperio Británico por su ayuda a los residentes en la Costa, este viernes, durante el foro Lidera Málaga, Rachel Haynes, actual editora de la publicación que SUR lanzó a la calle el 20 de julio de 1984, destacó el papel fundamental que este periódico ha representado para la comunidad británica en la provincia.

Haynes subrayó que este periódico ha sido «un referente» y que en estas tres décadas de vida se han ido fortaleciendo los lazos entre la edición en inglés de SUR y la comunidad británica, ya que el periódico ha contribuido a que estos residentes y turistas hayan podido comprender y entender mejor el entorno donde viven o pasan sus vacaciones. «En estos años han aumentado los residentes británicos y de otras nacionalidades que han decidido vivir en nuestra provincia y se han encontrado con la dificultad que no entendían el castellano; estaban aislados de la sociedad donde vivían por el idioma. Ese papel de enlace entre los residentes extranjeros, fundamentalmente británicos, y la sociedad donde residen se ha ido fortaleciendo gracias a las páginas de ‘SUR in English’», afirmó Haynes.

«Tenemos que trabajar juntos para lograr acuerdos en interés de todos, para minimizar los daños sea a nuestros amigos europeos o a los propios británicos. Queremos ser los mejores amigos y aliados (de la UE) y unos buenos europeos», subrayó el diplomático, quien agregó que su país quiere que la Unión Europea sea «un éxito» y un proyecto «fuerte, próspero y seguro».

El diplomático, que fue presentado por el presidente de la Diputación, Elías Bendodo, recordó que los británicos votaron a favor de salir de la UE peno no de Europa con la que quieren seguir manteniendo relaciones porque que el Reino Unido sigue siendo «el mismo de siempre»; un país que comparte con la Unión Europea los mismos valores de libertad, democracia y tolerancia y que se enfrenta a las mismas amenazas como es el terrorismo yihadista. «Queremos seguir trabajando con nuestros vecinos europeos. Por eso queremos una relación especial con la Unión Europea cuando estemos fuera», aseguró.

Reafirma el compromiso «absoluto» de su país con los aliados en materia de seguridad

En este sentido, Simon Manley, que ensalzó la acción valerosa del español Ignacio Echeverría, asesinado por terroristas en el último atentado en Londres, expuso que las negociaciones entre el Reino Unido y la Unión Europea iniciadas la pasada semana deben basarse sobre tres ejes: el papel de los ciudadanos, el aspecto comercial y la seguridad.

En el ámbito ciudadano, el embajador británico se mostró partidario de que los ciudadanos europeos residentes en Gran Bretaña durante los últimos cinco años y los británicos que viven en los países de la Unión Europea mantengan, recíprocamente, los derechos de los que gozan actualmente. Así, en el ámbito educativo dijo que «no vamos a cerrar las fronteras» a los estudiantes que acudan a sus colegios y universidades porque «queremos seguir atrayendo talento». Mientras que en el ámbito sanitario, apuntó que se mantendrán los seguros sanitarios de los británicos que residen en España –la factura anual que el Reino Unido paga cada año a nuestro país por este concepto alcanza los 285 millones de euros–.

«No habrá proteccionismo»

Respecto al comercio, Simon Manley argumentó que la salida del Reino Unido de la UE debe reforzar las relaciones comerciales entre ambos mercados y evitar que haya barreras. En este sentido, incidió en que «no habrá un proteccionismo británico» y reclamó un «ambicioso» tratado de libre comercio en todos los sectores entre Gran Bretaña y la Unión Europea.

El mercado británico es el principal emisor de turistas a la Costa del Sol y en este sentido entre los empresarios y administraciones hay preocupación sobre los efectos del ‘Brexit’. En este punto el embajador británico consideró que dentro de las negociaciones abiertas habrá que definir principalmente la regulación de los vuelos entre la isla y el continente europeo para que no se convierta en un hándicap a los movimientos turísticos por las trabas burocráticas que se puedan establecer.

La seguridad, sobre todo ante la amenaza del terrorismo yihadista, es el tercero de los ejes de la negociación entre el Reino Unido y la Unión Europea. El embajador británico, que hace unos pocos años ocupó el puesto de jefe de políticas contra el terrorismo, remarcó que «fuera o dentro de la UE, el compromiso de mi país con la seguridad de Europa y de sus aliados es absoluta» y afirmó que la colaboración y la cooperación internacional es el mejor arma para derrotar al terrorismo yihadista. En este punto, Manley puso en valor la buena cooperación entre las fuerzas y cuerpos de seguridad y los centros de inteligencia de Gran Bretaña y España.

Simon Manley ensalzó las relaciones que unen a ambos países desde hace siglos e hizo un llamamiento a mantenerlas una vez que se consume el ‘Brexit’. «Dentro o fuera de la Unión Europea, nuestros dos grandes países tendrán un gran futuro para trabajar juntos, para reforzar nuestra relación comercial, humana y cultural y que nuestra relación bilateral sea un gran éxito de nuestro siglo XXI», apostilló.

Al acto asistieron el alcalde de la capital, Francisco de la Torre; el portavoz de Ciudadanos en la Diputación, Gonzalo Sichar; el responsable de la empresa Turismo Costa del Sol, Jacobo Florido; la diputada del PP Carolina España; empresarios malagueños; representantes de la comunidad británica en la provincia; el director general de Prensa Malagueña, José Luis Romero; y el subdirector de SUR, Javier Recio.

Fotos

Vídeos