Una destitución aviva los recelos en Ciudadanos

González Mora, tercera por la izquierda. /SUR
González Mora, tercera por la izquierda. / SUR
Crónica política

Cs reestructura su grupo en la Diputación y su portavoz, Gonzalo Sichar, depone como cargo de confianza a Beatriz González, cercana al líder del partido en la Casona del Parque, Juan Cassá

Antonio M. Romero
ANTONIO M. ROMERO

La semana política comenzó con la presentación ante el presidente de la Diputación, Elías Bendodo, de un escrito del grupo de Ciudadanos, firmado por su portavoz, Gonzalo Sichar, en el que comunicaba la destitución de quien venía siendo cargo de confianza de la formación naranja en la institución provincial en los últimos años Beatriz González Mora. Una decisión que sorprendió en las filas de su partido (a nivel provincial, andaluz y nacional) y también en el ente supramunicipal, donde esta técnica se había granjeado las simpatías y el cariño, por su forma de trabajar, del resto de grupos políticos y personal de la casa. La decisión, que tanto Sichar como su compañera de bancada, la diputada Teresa Pardo, enmarcaron en una reestructuración interna tiene también su lectura política porque aviva de nuevo los recelos dentro de Ciudadanos entre Sichar, que también es concejal en el Ayuntamiento de la capital, y el portavoz naranja en la Casona del Parque, Juan Cassá. Y todo ello a menos de año y medio de las elecciones municipales de junio de 2019 y en un 2018 donde el partido deberá empezar a perfilar sus candidaturas para esa cita con las urnas.

Aunque el motivo oficial esgrimido tanto por Sichar como Pardo es el de una reestructuración interna, algunas fuentes consultadas por este periódico apuntaron que detrás de la decisión había una motivación política por parte de Sichar, que no habría visto con buenos ojos que González Mora dedicara su tiempo libre a trabajar en el partido y colaborar con el grupo municipal en el Ayuntamiento de la capital. Preguntada por este hecho, la técnico destituida no quiso pronunciarse por encontrarse «bastante afectada» y porque no quería que este asunto perjudique a la formación naranja.

Beatriz González Mora, doctora en Geología, máster en gestión medioambiental y que antes de entrar en política era jefa de proyectos en empresas privadas, ocupó el cuarto puesto en la lista de Ciudadanos al Ayuntamiento de Málaga en los comicios de 2015 –la formación naranja obtuvo tres actas: Juan Cassá, Gonzalo Sichar y Alejandro Carballo–. Actualmente es vocal de distrito en Ciudad Jardín y participa, por las tardes, en la coordinación del programa ‘11x11’ puesto en marcha por Ciudadanos para recorrer cada mes del año uno de los once distritos de la capital para presentar su proyecto y recoger propuestas ciudadanas. Además, según algunas fuentes, cuenta con el respaldo de la dirección nacional de la formación naranja.

González Mora, tenida por una técnica muy trabajadora y concienzuda a la hora de preparar los temas, según quienes la conocen, es considerada una política muy cercana a Cassá y su nombre es de los que suena para volver a ocupar un puesto de salida en las listas para las municipales del próximo año, según las fuentes consultadas.

Una candidatura en la que, añadieron las fuentes, tiene pocas opciones de repetir Gonzalo Sichar. Este político, proveniente de las filas de UPyD, está distanciado desde prácticamente el inicio del mandato con Cassá y ha habido ocasiones en las que ha evidenciado que es un verso suelto dentro de la formación naranja, como en junio de 2017, cuando en el pleno rompió la disciplina de voto de su partido para alinearse con los grupos de izquierda en la Casona del Parque a la hora de pedir que la gestión del CAC fuera pública.

Además, hace un año, cuando Ciudadanos afrontó en febrero su asamblea nacional, Sichar se alineó con el sector crítico agrupado en torno a Movimiento Ciudadano y pocas semanas después firmó el manifiesto de la plataforma Ahora, impulsada por el exlíder de UPyD Gorka Maneiro, y que se presentó como el germen de un posible nuevo partido.

Unos posicionamientos que han situado a Gonzalo Sichar en una posición complicada dentro de Ciudadanos –no ha entrado en ninguno de los núcleos duros de dirección–, mientras que Juan Cassá ha ido asentando su posición en el partido y los líderes nacional y andaluz, Albert Rivera y Juan Marín, respectivamente, han apuntado hacia él como candidato a la Alcaldía en 2019. Hechos que, según las fuentes, han avivado los recelos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos