El conflicto en Bomberos se tensa con la apertura de cuatro nuevos expedientes disciplinarios

Los daños se produjeron en el incendio del polígono Santa Bárbara.
Los daños se produjeron en el incendio del polígono Santa Bárbara. / SUR

Se enfrentan a una suspensión de empleo por los daños en una escala durante un incendio, una amenaza que ya pesa sobre 19 funcionarios por distintas circunstancias

Francisco Jiménez
FRANCISCO JIMÉNEZMálaga

El conflicto laboral que los bomberos de Málaga mantienen con el Ayuntamiento se sigue tensando a medida que pasan los días. Mientras los profesionales inundan las redes sociales con críticas hacia la gestión municipal, personalizadas en el concejal de Seguridad, Mario Cortés, el Consistorio sigue elevando la presión. Si la semana pasada era el propio edil el que volvía a abrir la caja de los truenos acusando a bomberos de negarse a cubrir emergencias cuando están fuera de servicio a raíz de que el pasado martes, al registrarse cinco incendios casi simultáneos, sólo se incorporara uno de los 61 a los que se llamó, ayer se comunicó a cuatro efectivos la apertura de sendos expedientes disciplinarios por daños sufridos en un vehículo autoescala durante los trabajos de extinción del incendio que la madrugada del 30 de mayo afectó a tres naves industriales del polígono Santa Bárbara.

Estos expedientes, por el que se exponen a una suspensión temporal de empleo, se suman a los iniciados a 11 funcionarios a comienzos de año por las pintadas reivindicativas realizadas en los camiones y a otros cinco que pararon unos minutos para apoyar a sus compañeros durante la manifestación que celebraron en abril. El paso se ha dado tras la solicitud de la Jefatura del Servicio de Extinción de Incendios «por un uso negligente» de la autoescala, supuestamente por «dejar material contra incendios colgando de los peldaños» durante la citada intervención. Al parecer, la cesta se quedó desplegada al mover el vehículo.

Los sindicatos acusan al equipo de gobierno de «intentar amedrentar a la plantilla»

Según el informe elaborado por el oficial técnico que acompaña la petición trasladada al Área de Recursos Humanos, los desperfectos causados en la autoescalera afectan a la rejilla de protección de la señalización luminosa del apoyo trasero, la tapa de cuadro de maniobras de la cesta, el peldaño del último tramo de la escalera, la funda del mismo y la del generador eléctrico que resultó quemado por el escape del mismo. El valor de estos daños no ha sido precisado, pero el vehículo sigue estando operativo.

Falta disciplinaria

Aunque también se adjunta un parte de novedad suscrito por el sargento responsable donde sólo se informa de un «pequeño problema en los apoyos pero no dice nada del resto de los daños», el Área de Recursos Humanos se vale del parte de averías para determinar que, «teniendo en cuenta la gravedad de los hechos descritos y dado que podrían ser constitutivos de una falta disciplinaria», resulta procedente la apertura de expediente a un cabo, un conductor y dos bomberos a fin de comprobar y esclarecer lo ocurrido. Una vez notificado, los implicados serán citados a declarar para que expliquen su versión de los hechos.

Desde el Sindicato Andaluz de Bomberos (SAB) consideran esta medida como «un intento de amedrentar a la plantilla» y se muestran convencidos de que los expedientes «no irán a ningún lado». «Todos los expedientes que se han abierto siguen ahí y no los cierran para tener al personal asustado», asegura el portavoz sindical, Andrés Millán, quien lamenta que el equipo de gobierno «se dedique ahora a abrir expedientes por daños sufridos durante un servicio». Además, critica el procedimiento seguido por ir directamente a la vía disciplinaria sin haber iniciado antes un expediente informativo para aclarar lo ocurrido.

Fotos

Vídeos