Condenado por estafar a la aseguradora en la que trabajaba

SUR.

La Audiencia de Málaga ha condenado a un año y medio de prisión a un empleado de una aseguradora por estafar a la empresa declarando siniestros que no se habían producido, con lo que logró el pago de 4.245 euros, así como la cantidad de 12.677 euros como consecuencia del beneficio obtenido por la contratación ilícita. Para la Sala, los hechos constituyen un delito de estafa y otro de falsedad, imponiendo por el primero la pena de un año de prisión y por el segundo la de seis meses de cárcel.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos