La carta que Dani Pérez y Toñi Zambrana escribieron a Rajoy obtiene respuesta

Zambrana y Pérez, con la carta a Rajoy. /P. R. Q.
Zambrana y Pérez, con la carta a Rajoy. / P. R. Q.
La Casona del Parque

El equipo de comunicación del presidente le manda esperanza y le explica los planes de empleo del Gobierno, pero no soluciona su problema

Pilar R. Quirós
PILAR R. QUIRÓSMálaga

Fue una discreta llamada de teléfono. De esas muchas que reciben los grupos políticos de los ciudadanos para ver si les pueden solucionar algún problema. Generalmente, el que acaba en esta situación, sin dirigirse directamente a la institución competente, suele llevar encima cierta dosis de impotencia y desazón, y busca, como el que tiene un diagnóstico médico, una segunda opinión. Alguien que le eche una mano.

El caso es que el portavoz socialista Dani Pérez era en este caso el que hacía la llamada a Toñi Zambrana, porque tenía un encargo de su compañera, la edil de Educación, Patricia Alba, que le había puesto sobre la pista. Toñi se mostraba alegre de recibir la comunicación, pero rápidamente tornaba su estado de ánimo al contarle al portavoz socialista por las circunstancias nada halagüeñas por las que está pasando. Zambrana empezaba su historia explicando que hace más de dos años que la despidieron de su trabajo. Que estaba empleada en un estanco con la mala suerte de que tenía casi agotado el paro y se vio en la calle. «Bueno, en la calle no, porque tenía mi casa, pero ya te puedes imaginar, 427 euros de la ayuda y pagando todavía 115 euros de hipoteca», explicaba.

Abundaba en que de ese dinero vivían también su hija y un nieto. Y en estas terribles circunstancias, y a punto de cumplir 65 años (a finales de año), y después de haber trabajado unos 30, había intentado por activa y por pasiva empezar a cobrar la jubilación para no vivir a la cuarta pregunta.

Así que con este panorama, Toñi le pedía el favor a Pérez de que le ayudara a escribir una carta al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en el que le contara sus problemas a ver si recibía alguna solución diferente a la que había tenido hasta ahora. Pérez se prestó una mañana, y entre los dos le hicieron saber a Rajoy que Toñi ha intentado, sin fortuna, encontrar un trabajo en este tiempo de paro y que su familia apenas puede llegar con los 427 euros a fin de mes. Le hacía llegar que la respuesta del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) es tajante y que le indica que deberá esperar a los 65 para cobrar su pensión, es decir aún ocho meses. Le hace ver Toñi a Rajoy en su misiva que en el camino hay personas que pierden sus casas y sus ilusiones. «¿Hay derecho a que ustedes cobren tanto dinero y den dinero público a empresas, y sin embargo tantas personas no lleguen a fin de mes?», le pregunta al presidente del Gobierno.

La carta del equipo de comunicación de Rajoy, a la que ha tenido acceso este periódico, le da esperanza y le explica los planes de empleo para personas de su edad y cómo incentivar su contratación, que dice es la mejor política de empleo, pero finalmente no resuelve su problema.

El portavoz socialista explica que al leerla ambos han visto que la respuesta de Rajoy es de «paños calientes», y que lo único que ha conseguido es que esta malagueña se enfade aún más al ver que no puede solucionar su situación. «Agradezco la respuesta, pero creo que lo único que se ha encontrado Toñi es una carta tipo, fría, que no profundiza», explicaba Pérez, quien puntualizaba que hay cuestiones, como la de esta mujer, que se escapan a los reglamentos, y que él considera que debido a su precariedad, debieran tener soluciones personalizadas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos