La bolsa de trabajo del SAS no dispone de pediatras para ser contratados

La falta de esos especialistas obliga a los médicos de familia a asumir la asistencia a niños en los centros de salud con frecuencia

ÁNGEL ESCALERA MÁLAGA.

La bolsa única del SAS carece de pediatras disponibles para trabajar desde antes del verano. La falta de esos especialistas provoca que los médicos de familia de los centros de salud malagueños deban asumir, en muchas ocasiones, la tarea de atender a niños, lo que supone un esfuerzo añadido a la sobrecarga de trabajo que ya soportan. Así lo denunció ayer el Sindicato Médico de Málaga (SMM). La situación se agrava en verano al no sustituirse a los pediatras que cogen sus vacaciones reglamentarias. El sindicato responsabilizó a los gestores del SAS por no ser capaces de resolver esa deficiencia.

A ese respecto, el gerente del distrito sanitario Málaga, Maximiliano Vilaseca, tras ser consultado por este periódico, afirmó que no hay pediatras disponibles en la bolsa de trabajo del SAS desde antes del verano. «En cuanto encontramos a un pediatra libre, lo contratamos de inmediato», aseguró el gerente, que puso como ejemplo el caso del contrato que se le hizo el pasado viernes a un facultativo de familia, que también es puericultor, para que trabaje de pediatra.

El SMM alertó de «la anómala situación que se está reproduciendo en centros de salud de la capital, en los que los médicos de familia, ya muy saturados de por sí, están atendiendo a niños por la ausencia muy sensible de pediatras». El sindicato se refirió a que esa carencia se ha agudizado en centros de salud como los de Alameda-Perchel, «que ha pasado cinco días sin ningún pediatra», Miraflores de los Ángeles, donde solo trabaja actualmente una pediatra de las tres que hay el resto del año, o La Luz-Girasoles, donde el 4 de agosto se jubiló un pediatra y aún no ha sido sustituido. «Estos casos ocurren en barrios de alta densidad poblacional y donde los niños adscritos a cada centro se cuentan por miles», señaló el SMM.

Déficit de facultativos

El Sindicato Médico reiteró que en el distrito sanitario Málaga faltan 12 pediatras, un déficit que se ha incrementado en verano cuando los pediatras titulares de los centros de salud cogen sus vacaciones. El SMM precisó que a la falta de pediatras se une la de médicos de familia. «El viernes pasado, por ejemplo, en el centro de salud de Puerta Blanca de una plantilla de 14 médicos estaban pasando consulta solo cuatro, mientras que en el de El Cónsul de los nueve médicos de familia habituales solo tres han trabajado durante los días pasados». El sindicato culpó a los gestores del SAS de esas carencias.

El gerente del distrito sanitario Málaga reconoció que la ausencia de pediatras y de médicos de familia en la bolsa única del SAS impide que se hagan contratos. «En cuanto hay un pediatra o un médico de familia disponible, lo contratamos», manifestó Maximiliano Vilaseca. Sobre el caso de la falta de pediatras en el centro de salud Alameda-Perchel dijo que el problema ya se ha solucionado con la incorporación de una pediatra que, aun estando de vacaciones, ha adelantado su vuelta, ya que la profesional que se encontraba trabajando ha tenido que ausentarse por un problema familiar grave. «El centro ha estado tres días si pediatra, no cinco como dice el Sindicato Médico», indicó el gerente.

Sobre las jubilaciones de facultativos que hay que atender en el distrito que él dirige, Maximiliano Vilaseca subrayó que tanto las de pediatras como las de médicos de familia se cubrirán cuando finalice septiembre, porque en verano no es posible hacerlo al no haber profesionales disponibles para ser contratados. A ese respecto, explicó que esa situación no afecta solo al distrito sanitario Málaga, sino que es algo generalizado.

Fotos

Vídeos