El Ayuntamiento pide a los comerciantes que respeten la normativa municipal sobre la separación de residuos

El objetivo es conseguir una ciudad «más limpia, más sostenible y más habitable», tal y como se indica en una misiva remitida a los hosteleros

SUR

málaga. El concejal del Área de Sostenibilidad Medioambiental del Ayuntamiento de Málaga, Raúl Jiménez, ha enviado una carta a los titulares de los colectivos profesionales representantes de los establecimientos de hostelería y comercio de la ciudad, en la que les recuerda la normativa municipal relacionada con la separación de residuos, al considerar que los objetivos de conseguir «una ciudad más limpia, más sostenible y más habitable, sólo son alcanzables si asumimos que la limpieza y el mantenimiento de la buena imagen de Málaga son tarea de todos».

Así, Jiménez les invita a colaborar con la acción del Ayuntamiento, que en enero de 2018 pondrá en marcha distintas iniciativas de información, difusión y seguimiento en este ámbito. En el escrito, el concejal explica a los responsables de los establecimientos comerciales del centro histórico que están obligados a participar activamente en el sistema de recogida puerta a puerta de sus residuos de vidrio y de papel-cartón que funciona en esta zona de la ciudad.

Esta acción está regulada en los artículos 60 y 61 de la ordenanza para la limpieza de espacios públicos y gestión integral de los residuos sólidos urbanos, que establece que la recogida selectiva en el casco histórico se realizará mediante un sistema específico de gestión, de utilización obligatoria para todos los ciudadanos.

Calles afectadas

El espacio geográfico afectado por esta especificidad es el incluido en el perímetro delimitado por las calles: avenida del Comandante Benítez, Alemania, avenida de Manuel Agustín Heredia, plaza de La Marina, Cortina del Muelle, plaza de La Aduana, Alcazabilla, Victoria, plaza de La Merced, Gómez Pallete, Ramos Marín, plaza de Jerónimo Cuervo, Cárcer, Álamos, Carretería, Pasillo de Santa Isabel, Pasillo de Atocha y Manuel José García Caparrós.

En lo que se refiere a los titulares de establecimientos hoteleros, restaurantes y cafeterías (Horeca) situados en el resto del término municipal, el concejal de Sostenibilidad Medioambiental les señala que están obligados a realizar la separación en origen de sus residuos de vidrio y papel-cartón. En este punto, Jiménez recuerda a los responsables de establecimientos comerciales y de hostelería situados en todo el municipio que el incumplimiento de estas obligaciones está tipificado como una falta leve por la ordenanza, sancionada con una multa de hasta 750 euros.

El 90 por ciento del pequeño comercio y el 60 por ciento de establecimientos hosteleros situados en el centro de Málaga gestiona los residuos de cartón que genera mediante su recogida puerta a puerta. Según los datos de los que disponen, la evolución de la recogida está siendo positiva, con un incremento del 40 por ciento en 2017 respecto a 2016, al pasar de las seis toneladas al mes de media del año pasado a 23 toneladas mensuales del año actual. El mes que se ha recogido un mayor volumen ha sido el de julio, con un pico de 26 toneladas. En lo que se refiere al vidrio, en dos años y medio, se han conseguido recuperar a través de este servicio 1.449 toneladas de vidrio, lo que supone una media de unas 44 toneladas/mes en 2015, 47 toneladas/mes en 2016, 54 toneladas/mes en lo que llevamos de año.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos