Arrestan a una mujer y a sus dos hijos y desmantelan su laboratorio de marihuana

La Policía Nacional desactiva dos veces en un mes el punto de venta de drogas en un barrio de Vélez-Málaga

SUR MÁLAGA.

La Policía Nacional, en el marco de una operación contra el tráfico de drogas a pequeña y mediana escala desarrollada en Vélez-Málaga, ha desmantelado por segunda vez en un mes un punto de distribución de estupefacientes en el barrio de La Gloria.

El operativo se ha saldado con la detención de tres miembros de una familia -una mujer y sus dos hijos de 55, 24 y 23 años, respectivamente- por tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico. Además, se ha llevado a cabo un registro domiciliario en el que los policías hallaron un laboratorio para el cultivo y elaboración de marihuana con 88 plantas e intervinieron 600 euros en efectivo.

La investigación se originó tras varias informaciones que apuntaban a que un grupo de personas, todas miembros de una misma familia, habrían reactivado un punto de venta de drogas, especialmente cocaína, que había sido desmantelado a principios de junio durante un operativo en el que resultaron detenidas una mujer y su hija. Fruto de las primeras gestiones policiales, los agentes comprobaron la veracidad de las informaciones. Se trataba de una vivienda del barrio de La Gloria -domicilio habitual de la familia- que sus habitantes volvían a utilizar como un punto de venta de cocaína y marihuana al menudeo a cualquier hora del día.

Trasiego de personas

Los investigadores, tras arduas gestiones, comprobaron que en torno al inmueble existía un gran trasiego de personas que se acercaban al lugar y, tras permanecer un breve espacio de tiempo en su interior, lo abandonaban con el estupefaciente que habían adquirido en el interior. Durante las pesquisas los agentes interceptaron a ocho compradores con las dosis de cocaína y marihuana que acababan de adquirir en la vivienda.

Tras distintas vigilancias e indagaciones se llevó a cabo una entrada y registro en el domicilio investigado. En su interior los agentes hallaron un laboratorio para el cultivo y elaboración de marihuana dotado de la infraestructura necesaria y con 88 plantas de marihuana. Asimismo hallaron materiales necesarios para la comercialización de esta sustancia así como seiscientos euros ocultos en el interior de un sofá.

Los policías comprobaron que habían manipulado la instalación eléctrica de la vivienda realizando un enganche ilegal a la red eléctrica general de la zona que alimentaba tanto a la vivienda como a la plantación.

Fotos

Vídeos