Albert Rivera anima a los jóvenes a inspirar un nuevo modelo de país

Albert Rivera, ayer durante la ponencia pronunciada en el Campus Joven de Ciudadanos que se celebra en Málaga. :: Álvaro cabrera
Albert Rivera, ayer durante la ponencia pronunciada en el Campus Joven de Ciudadanos que se celebra en Málaga. :: Álvaro cabrera

El presidente de Ciudadanos desgrana en el Campus Joven del partido sus propuestas de cambio para conseguir «una España imparable»

AGUSTÍN PELÁEZ MÁLAGA.

En la idea de Ciudadanos de liderar el cambio generacional en la política, su presidente, Albert Rivera, animó ayer en Málaga a los jóvenes militantes y simpatizantes de la formación a trabajar para inspirar un nuevo modelo de país y atajar los problemas de los españoles. El líder del partido naranja realizó este llamamiento en la ponencia que pronunció en el Campus Joven de C's que se celebra este fin de semana en la capital malagueña y que ha logrado a reunir a unos 200 jóvenes.

«A este país le hace falta autoestima, creernos que tenemos un espacio de seguridad y de estabilidad que no tienen otros países del mundo». «Desmentir a los cenizos que están todo el día quejándose». «Tenemos que cambiar muchas cosas, pero tenemos que tener una actitud positiva ante nuestro país». Fueron algunas de la ideas lanzadas por Rivera ante un auditorio repleto de jóvenes liberales.

Para Rivera, ese nuevo país será el que ataje los problemas que tiene España. Desde esta posición propuso arrebatarles a la «vieja izquierda» la idea de que son más demócratas que nadie y agrupar a los españoles en valores que unan a España, «defender la unión de los españoles más que vieja derecha».

Pero para el presidente de Ciudadanos, hay cuatro cosas que hay que cambiar para que «España sea imparable, porque si no las cambiamos nos pasarán por encima. En un mundo global no puedes empatar, o ganas o pierdes. Y nosotros tenemos que ganar y para ello hay que hacer algunos cambios a los que los inmovilistas se niegan». Según Rivera, se trata de cosas que ni PP ni PSOE quieren cambiar.

En primer lugar abogó por la revolución educativa, el cambio de modelo educativo y que este sea estable, al considerar que no puede ser que haya habido ocho reformas en 30 años, y porque «no nos podemos conformar con el país con mayor fracaso escolar de Europa».

También defendió cambiar el marco laboral por otro más justo y flexible. «Hay que cambiar un modelo que expulsa a la gente del mundo laboral y la condena a la precariedad entrando en una especie de centrifugadora de la que se entra y sale cada seis meses. No se despide a la gente en función de cómo realiza su trabajo, sino cuando se termina su contrato laboral, y eso es injusto», dijo Rivera, explicando su propuesta de contrato único.

Para el presidente de Ciudadanos, el tercer cambio es trabajar por la innovación y la modernización de España. Rivera propuso ante los jóvenes de C's un pacto para que la innovación llegue a la empresa y a la economía, convencido de que permitirá competir con los mejores países y lograr que los jóvenes no se tengan que ir de España.

Finalmente, abogó por unas instituciones sanas para acabar con el paro y la corrupción. Según Rivera, «el populismo se alimenta de la desconfianza en las instituciones». En este sentido, propuso combatir las causas que dan alas al populismo y lograr que la gente vuelva a confiar en la política.

Asimismo, recordó a los jóvenes del partido que Ciudadanos es una formación abierta al talento que trabaja para ganar en las urnas y conseguir cambiar este país.

Más

Fotos

Vídeos