Diario Sur

Los procesados por el robo de 162 kilos de droga del depósito del puerto niegan que estuvieran en Málaga ese día

Un momento de la sesión de este lunes.
Un momento de la sesión de este lunes. / Ñito Salas
  • Aseguran que se conocían y que estuvieron veraneando en diversas ocasiones en la provincia, pero que nunca se encontraron cerca de la zona portuaria de la capital, lugar en la que estaba el almacén con las sustancias estupefacientes

Esta mañana ha arrancado el juicio contra los cinco procesados por lo que algunos calificaron como el robo del siglo, en el que una banda de ladrones se coló en el recinto del puerto de Málaga y sustrajo 162 kilos de droga del depósito oficial donde se almacenaban los alijos intervenidos por las Fuerzas de Seguridad del Estado. Los hombres imputados se enfrentan a penas que suman casi 90 años de cárcel por delitos de tráfico de drogas, robo con fuerza en las cosas, pertenencia a grupo criminal y uso de documento oficial falso.

Los procesados han llegado al juzgado ante una gran expectación mediática, ya que no todos se encuentran en prisión actualmente. Las defensas han tomado la palabra en los primeros momentos del juicio para alegar vulneración de derechos fundamentales de sus representados, entre otros aspectos. Así han solicitado la nulidad de diversos autos relacionados con cesión de datos de compañías telefónicas respecto a los detenidos y de cámaras de seguridad.

En cuanto a los hechos, la fiscal afirma en su escrito de calificación provisional que los acusados formaban parte de un grupo criminal que se dedicaba de modo habitual al robo, no solo en Madrid, donde todos ellos residían, sino en cualquier punto del país donde fuera conveniente para sus intereses. Funcionaban como grupo desde 2005, aunque su número de integrantes variaba en función del objetivo, el momento y el lugar donde decidieran actuar.

Los cinco hombres, junto con otras personas que no pudieron ser identificadas, se trasladaron a Málaga el 11 de noviembre de 2011 y durante la madrugada y tarde del día 12 «acudieron a la zona del puerto para examinar el lugar y todo los movimientos que tenían planificados», asegura el fiscal.

Sobre las 5,20 horas del día 13, desde el Ministerio Público se afirma que los procesados inutilizaron el sistema de vigilancia del perímetro exterior y penetraron en el almacén rompiendo la cerradura principal. Una vez dentro del depósito -apunta- anularon también sus sistemas de alarma y lograron acceder a la cámara acorazada donde se guarda la droga.

En dos horas, dice la fiscal, se llevaron un total de 162 kilos de droga, de los que 133 eran de cocaína, uno de heroína, y el resto sustancias de diseño y otro tipo de psicotrópicos. También, presuntamente, sustrajeron el disco duro de las cámaras de videovigilancia.