Diario Sur

Chiquito de la Calzada: “Gracias a Málaga por acordarse de mí”

vídeo

Scariolo y Chiquito posan con sus distinciones. / Foto: Salvador Salas

  • La Diputación nombra Hijo Predilecto de la provincia al humorista

  • Sergio Scariolo recibe el título de Hijo Adoptivo de la provincia. “Espero ser digno embajador de Málaga allá donde vaya”, ha afirmado el seleccionador nacional de baloncesto

El talento de Sergio Scariolo en el mundo del baloncesto construyendo equipos que han logrado importantes éxitos como el Unicaja o la actual selección nacional española y el de Gregorio Sánchez ‘Chiquito de la Calzada’ como humorista con un estilo propio y creador de un lenguaje verbal (ahí están palabras como ‘fistro’ o expresiones del tipo ‘pecador de la Pradera’, incorporadas al habla) y gestual de gran personalidad han sido reconocidos esta mañana por la Diputación de Málaga con la entrega del título de Hijo Adoptivo al entrenador italiano afincado en Marbella y el de Hijo Predilecto de la provincia al malagueño nacido en el barrio de la Trinidad hace 82 años.

noticias relacionadas
  • FotosLa entrega de distinciones

  • Narración on-lineAsí hemos contado el acto

El auditorio Edgar Neville de la institución provincial se ha llenado –unas 400 personas- para asistir a la ceremonia solemne y emotiva en la que se han entregado ambas distinciones y el escudo de oro de la provincia. El director de Cope Málaga, Adolfo Arjona, ha sido el encargado de presentar el acto, donde la parte musical ha corrido a cargo de la coral Santa María de la Victoria.

“Estoy muy agradecido de que Málaga se haya acordado de mí. Este reconocimiento no se me olvidará en la vida. No tengo palabras para agradecer este gesto”, ha afirmado Chiquito de la Calzada cuando ha recibido, de manos del presidente de la Diputación, Elías Bendodo, la distinción.

A gusto y emocionado se ha visto a Chiquito, quien en el escenario se arrancó a contar un par de chistes e incluso a hacer algún gesto característico de su habitual puesta en escena. Además, recitó la letra de un fandango, recordando su etapa como cantaor flamenco: ‘Viva Málaga la bella / rincón de la alegría / que si a prueba me pusieran / por ella la vida daría’. Su figura fue glosada por el humorista Manuel Sarriá, quien más que en la faceta profesional se detuvo en “su gran humanidad” como persona de Gregorio Sánchez, recordando cómo cumplió el deseo de su hermano (de Sarriá) con síndrome de Down de conocerlo antes de morir y de hacerle reír.

Sergio Scariolo ha dicho estar “abrumado” por la distinción y al mismo tiempo “agradecido” por el reconocimiento de su tierra de adopción –vive junto a su mujer Blanca Ares y sus hijos en Marbella-. “Espero ser digno embajador de Málaga allá donde vaya”, ha manifestado el seleccionador de baloncesto, quien ha añadido que es “un honor” compartir la distinción con Chiquito de la Calzada. En este punto, ha admitido que cuando llegó a España desde Italia y aprendía el castellano veía al humorista malagueño en la televisión para aprender el idioma y las expresiones del lenguaje.

Scariolo fue presentado por el presidente de la Federación Española de Baloncesto y ex jugador de Unicaja, Jorge Garbajosa, quien en su glosa ha destacado que el técnico italiano “se siente como un malagueño más”.

Elías Bendodo, por su parte, ha subrayado que con estas distinciones se reconoce “el esfuerzo, el tesón, la creatividad y el talento” de Chiquito de la Calzada y Sergio Scariolo. Del italiano, el presidente de la Diputación ha destacado sus éxitos deportivos y su capacidad “para crear equipos y demostrarnos que nada es imposible si trabajamos todos unidos para conseguirlo”.

“No hay ni un hogar malagueño donde Chiquito no haya despertado una risa o una carcajada”, ha subrayado Bendodo respecto al humorista de la tierra, de quien ha remarcado su gran cualidad de hacer reír. “La risa, como la verdad, nos hace más libres”, ha apostillado.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, fue el encargado de abrir el acto destacando que los dos homenajeados “nos han hecho a todos muy felices” en sus distintos campos.

La coral Santa María de la Victoria regaló a Scariolo el ‘Va, Pensiero’ de la ópera Verdi y a Chiquito de la Calzada la pieza ‘En el café de Chinitas’ y al final interpretó una obra en honor de la Patrona de Málaga.