Diario Sur

Enfermos renales reclaman mejoras en la calidad de la asistencia que reciben

  • La Asociación Alcer aborda en unas jornadas distintos aspectos informativos y formativos de esta dolencia crónica

La Asociación para la Lucha contra las Enfermedades Renales (Alcer-Málaga) reclamó ayer que se mejore la calidad asistencial que la sanidad pública andaluz ofrece a los pacientes con una dolencia real crónica. «En los últimos tiempos ha habido un retroceso de la calidad de los servicios asistenciales», dijo a este periódico la presidenta de Alcer-Málaga, Josefa Gómez, que hizo esas declaraciones con motivo de la celebración ayer de la tercera edición de unas jornadas en las que se analizaron distintos aspectos relacionados con la enfermedad renal, la donación y el trasplante.

El objetivo de ese encuentro fue formar e informar a los pacientes para que estos puedan dirigir su enfermedad. «Hacen falta estrategias que se centren en los enfermos y no en la enfermedad», significó Josefa Gómez. La Asociación Alcer lleva 40 años defendiendo en España los intereses de los pacientes y tratando de que reciban la mejor atención posible.

En la provincia de Málaga hay unas 800 personas que acuden a sesiones de diálisis y más de 2.000 que han superado su problema gracias a un trasplante renal, explicó la presidenta de Alcer. «Aunque hemos avanzado en estos 40 años, es mucho el camino que aún nos queda por recorrer», manifestó.

En las jornadas, que estuvieron patrocinadas por la Fundación Unicaja, se debatieron temas como los factores de riesgo en la enfermedad renal crónica, los XXI Juegos Mundiales de Trasplantados, que tendrán como escenario Málaga entre el 25 de junio y el 2 de julio de 2017, la sexualidad en personas con enfermedad renal crónica, la alimentación que deben tomar los pacientes renales y los problemas que tienen para encontrar empleo. Asimismo, se exhibió un vídeo realizado por enfermos malagueños y se presentó un manifiesto.