Diario Sur

La policía realizó más de 340 actuaciones y cinco detenciones en Halloween en Málaga

Careta con pinchos intervenida en Halloween.
Careta con pinchos intervenida en Halloween. / SUR
  • Hubo cinco detenidos en la noche del 31 de octubre y se registraron numerosos actos vandálicos

Efectivos de la Policía Local de Málaga llevaron a cabo 342 actuaciones a lo largo de la noche previa al Día de Todos los Santos, la mayoría de ellas relacionadas con diferentes actos vandálicos que tuvieron lugar en la ciudad, a las que habría que sumar centenares de identificaciones y personas cacheadas con detector de metales, en la mayoría de los casos con carácter preventivo, según han informado a través de un comunicado.

En total, se detuvo a cinco personas: dos por un presunto delito de robo con intimidación perpetrado en el paseo de España, junto al Parque; uno por desobediencia grave y agresión a agentes de la autoridad en plaza de la Merced; otro por causar daños a vehículos estacionados en calle Mauricio Moro Pareto; y el quinto tras ser identificado en calle Victoria y comprobar los agentes que le constaba una orden de búsqueda y detención de un juzgado de lo Penal de Madrid.

Asimismo, otras cinco personas fueron denunciadas como presuntas autoras de hurto, dos de ellas tras ser sorprendidas por policías locales intentando sustraer objetos del interior del bolso de un turista, debiendo intervenir los agentes para evitarlo; y otras tres tras ser sorprendidas hurtando prendas de ropa en el interior de un establecimiento comercial.

Controles de alcoholemia

A lo largo de la tarde-noche, efectivos del Grupo de Investigación de Accidentes y Atestados de la Policía Local de Málaga llevaron a cabo varios controles preventivos de alcoholemia y drogas a raíz de los cuales se sorprendió a un total de siete conductores conduciendo bajo la influencia de bebidas alcohólicas, siendo seis de ellos denunciados por positivo administrativo y uno de ellos investigado como presunto autor de delito.

Además, dos conductores fueron denunciados judicialmente por carecer de puntos y pérdida de licencia de conducir respectivamente.

A ello hay que sumar otro presunto autor de un delito contra la seguridad vial que dio positivo por alcoholemia tras ser sorprendido por efectivos de la Jefatura de Policía de Barrio Distrito Cruz Humilladero rebasando varios semáforos en fase roja con una motocicleta, hecho por el que fue también denunciado administrativamente.

A lo largo de la noche, policías locales denunciaron a un total de 38 personas por consumir bebidas en la vía pública, decomisando y destruyendo un total de 98 botellas de bebidas alcohólicas en los diferentes controles que se llevaron a cabo en los accesos al centro histórico, especialmente en el túnel de la Alcazaba y alrededores.

Asimismo, fue necesario tomar los accesos y el interior de la plaza de la Merced durante toda la noche para evitar que se produjera un macro botellón en la zona, apoyando agentes a los empleados de Limasa que sobre las 04:00 horas de la madrugada procedieron a la limpieza de la plaza.

En cuanto al consumo y tenencia de drogas y sustancias estupefacientes fueron identificadas y denunciadas un total de 14 personas. Otras seis personas fueron denunciadas tras ser sorprendidas realizando sus necesidades fisiológicas en la vía pública.

Incendios intencionados

Efectivos del Real Cuerpo de Bomberos de Málaga se vieron obligados a actuar en incendios de contenedores que se produjeron en las calles Vicente Aleixandre, Merlo, Horacio Lengo (en dos ocasiones), Santa Teresa, Maestro Jiménez, Martínez de la Rosa. En esta última calle el fuego afectó a tres vehículos estacionados, quedando uno de ellos totalmente calcinado.

Asimismo, en avenida de la Aurora dos papeleras fueron quemadas y en calle Raimundo Lulio Bomberos actuó sofocando el incendio, al parecer intencionado, en unos matorrales de la zona.

Otro de los sucesos más graves se produjo en calle Maestro Vert, donde un parque fue quemado en su totalidad: columpios, suelo, caseta y toboganes.

Lanzamiento de huevos y piedras

Otro de los motivos que demandó la presencia de agentes fue el lanzamiento de huevos, sobre todo por jóvenes menores de edad, a fachadas de edificios, vehículos y personas. La mayor incidencia se dio en los distritos Carretera de Cádiz, Cruz Humilladero y Puerto de la Torre-Teatinos.

En algunos casos se dio el agravante de que los objetos lanzados eran directamente piedras, como en el caso que tuvo lugar en la zona de Cruz Humilladero, donde un grupo de menores disfrazados rompió el cristal de un autobús a pedradas.

La presencia policial preventiva en las concentraciones de jóvenes disfrazados evitó y frustró las acciones de muchos de los integrantes de estos grupos, decomisándose por parte de los policías locales actuantes más de 27 docenas de huevos, los cuales fueron destruidos.

Además, a lo largo de la noche, los efectivos de la Policía Local de Málaga actuaron e intermediaron en varias peleas. También se produjeron roturas de cristales de marquesinas de paradas de autobuses y en la barriada Cortijo de Torres, un grupo de jóvenes, al parecer disfrazados con ropas oscuras, zarandearon varios vehículos estacionados, llegando a volcar sobre un costado a dos de ellos, causándoles cuantiosos daños.

Casi 300 llamadas

Las llamadas de ciudadanos a la Sala 092 de la Policía Local de Málaga fueron un total de 284 entre las 15:00 horas del día 31 de octubre y las 07:00 del día 1 de noviembre, dándose el mayor volumen entre las 20:00 horas de la víspera y las 03:00 del Día de Todos los Santos, con 168 llamadas atendidas.

Además, los equipos del Grupo Operativo de Apoyo (GOA), junto con el resto de unidades de la Policía Local de Málaga realizaron diversos controles selectivos a lo largo de la noche incautando un gran número de armas contundentes, tales como 27 bates de beisbol, 1 pistola replica de bolas, 1 carabina de aire comprimido, 1 navaja, 2 fustas, 2 bokken o katanas de bambú, 2 bastones con punta de acero, 1 barra de hierro, 1 tronco de madera, 1 cadena, y hasta una careta cubierta de tornillos.